Declaraciones a RAC1

Jorge Javier Vázquez, sobre el panorama político: "No puedo imaginar un país gobernado por Pablo Casado"

Jorge Javier en una imagen de archivo
Jorge Javier en una imagen de archivo GTRES

El presentador habla sobre sus ideas políticas y hace autocrítica: "Lo que me da rabia es que nos quejamos muchísimos de los políticos y a veces el plató parecía el parlamento. Me da rabia no haber podido controlarme o evitar el momento bronco", dice, y considera la discusión que protagonizó con Belén Esteban como "una anécdota".

· ADEMÁS | Jorge Javier Vázquez abandona 'Sábado deluxe' enfadado con Belén Esteban: "No consiento que me des lecciones"

Una vez más, Jorge Javier Vázquez no ha tenido reparos en pronunciarse a nivel político de forma pública. Esta vez lo ha hecho en El món a RAC1, de la emisora radiofónica, donde ha expuesto su parecer sobre el actual gobierno y sobre la monarquía, y donde también ha abundado en comentar cómo es su relación con Belén Esteban tras el enfrentamiento que vivieron semanas atrás en Sábado Deluxe.

Durante la conversación con Jordi Basté y sus colaboradores, ha hablado de su relación con el PSOE, que se hizo visible cuando recibió una llamada telefónica de Pedro Sánchez en Sálvame en 2014, con motivo de la pretensión de prohibir el Toro de la Vega. "No solo no molesta que me relacionen con el PSOE, sino que si hubiera elecciones, votaría por PSOE-Unidas Podemos", manifiesta. "Estoy feliz con este gobierno. Doy gracias a dios o a quien esté de que no estén los otros en el gobierno. No puedo imaginar un país gobernado por Casado... Pero puede suceder porque en Madrid está Díaz Ayuso".

"No puedes hacer un programa de 5 horas a espaldas de lo que pasa"

El presentador de Sálvame ha dicho que pese a tener sus ideas claras a nivel ideológico y saber de la disensión dentro del magacín que comanda en Telecinco, no hay problemas en el día a día. Por más que luego surjan episodios como el vivido con Esteban o previamente con Antonio Montero. Ahí, el comunicador catalán aprovecha para hacer autocrítica: "Lo que me da rabia es que nos quejamos muchísimos de los políticos y a veces el plató parecía el parlamento. Me da rabia no haber podido controlarme o evitar el momento bronco", dice, cuando luego "no tenemos ningún problema".

En ese sentido, reconoce que su discusión con la tertuliana ha tenido "mucha repercusión y se ha intentado cizañear", pero no lo considera más que una anécdota, "como cuando nos reímos cuando ganó Mira quién baila". "La conozco mejor que se conoce ella misma", dice el conductor, que explica que no han hablado fuera del plató desde el martes en que tuvo lugar la "cumbre de la paz".

"No puedes hacer un programa de cinco horas a espaldas de lo que está pasando. Ese ambiente tan crispado también se traslada al plató. No se puede obviar", asume, pero relativiza la magnitud: "He aprendido muchísimo con estas cosas que me están pasando. Cuando sucede algo en el programa que va a tener repercusión, lo fundamental es el confinamiento. Las cosas se recolocan y le das la importancia que ya tienen. Pero esto es algo que se consigue con los años. Años atrás lo hubiera pasado muy mal".

"El franquismo va a seguir vivo muchos años"

En cualquier caso, lo acaecido en las últimas semanas, con los ataques directos de Vox y Santiago Abascal contra él, le ha llevado a pensar sobre su exposición de ideas políticas: "A lo mejor por ciertos lugares sé que no es conveniente ir a ciertas horas de la noche o pasear solo". A su juicio, "está saliendo agazapada gente con unas ideas que van a utilizar cualquier excusa para decírtelo. Eso ya estaba ahí, lo que ha pasado con todo esto es que han aflorado unos sentimientos un tanto escondidos y que ahora ciertos partidos políticos les han dado rienda suelta y están animando a que salgan".

"A mí me ha llamado la atención que el franquismo siga tan vivo en España, no era consciente. Y va seguir vivo muchos años. Gente de mi generación, padres con niños pequeños, van a inculcarles ideas fascistas de extrema derecha, y esos hijos van a tomar esa ideología", prevé. "Durante años ha habido calma. Nos esperan años muy complicados".

Aprovecha ahí para lanzar un recado a la Casa del Rey: "La monarquía no está ni se le espera. ¿Alguien espera algo de Felipe VI, el pobre?", ironiza. "No creo que tenga un papel como antes. Habla el rey y nos da igual. Estamos desencantados con él y sobre todo con su padre, que ha llevado una vida de esplendor cuando el país estaba devastado", prosigue. "Hemos crecido, no nos tragamos nada y estamos preparados para enfrentarnos a la realidad de una manera descarnada".

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba