Aviso: SPOILERS

Así fue el final de 'Perdida' en Antena 3: un cierre justo con un último gran giro de guion

Final de 'Perdida'
Final de 'Perdida' Foto: Atresmedia

La serie de Atresmedia se despide con un último capítulo que cierra las heridas del pasado y sella un perdón inesperado al principio de las tramas.

Aviso: la siguiente noticia contiene SPOILERS del último capítulo de 'Perdida'. Lea bajo su responsabilidad.

Perdida se enfrentaba a su último capítulo en Antena 3 con varios frentes abiertos y un único deseo: el reencuentro de Antonio con su hija Soledad. Once capítulos y mucho sufrimiento después, deseo concedido.

Tras el encuentro de Inma con su pequeña, su posterior huida y la fuga del personaje de Daniel Grao de prisión, únicamente quedaba un paso para ver reunida de nuevo a la familia: que este lograse dar con ellas.

En el episodio final, la Inspectora Eva Aguirre viaja hasta Colombia para reconocer el cuerpo de su compañero Sebastián y también para ayudar a Antonio en ese último empujón hasta la meta. Tras reunirse con Cruz, el personaje de Melani Olivares va en busca del de Grao, a quien localiza con facilidad. Juntos, y con la colaboración de la hermana del raptor, dan con el paradero de las huidas.

Es en la capilla en la que ambas esperan el transporte para salir de Bogotá donde se produce el ansiado abrazo que pone punto final a una búsqueda de más de una década. Allí, Antonio devuelve a su hija el amuleto que le dio diez años atrás y que esta perdió en la playa cuando Cruz se la llevó.

La familia, reunida de nuevo en 'Perdida'
La familia, reunida de nuevo en 'Perdida'

Soledad descubre quién es su verdadero padre

Pero este no es el único encuentro de Soledad con su padre. En el último capítulo, llamado 'Padre', la protagonista descubre que su progenitor no es en realizad Quitombo, sino Cruz.

Milena, separada ya del narcotraficante, visita en prisión a su primer amor para confesarle su secreto mejor guardado: que la niña a la que ordenaron raptar en España era en realidad su propia hija. Un secreto que también termina desvelando a Soledad, que no duda en ir a visitarle a la cárcel para cerrar heridas y sellar el perdón.

Allí le acompaña no solo Milena, sino también Inma. Y es que instantes antes, Soledad decide que no quiere volver a vivir bajo la tutela de su madre biológica, sino ser libre para hacer su propia vida también en compañía de sus padres españoles.

Cruz se encuentra con su hija
Cruz se encuentra con su hija

Con Antonio no podrá, al menos de momento, pues es trasladado a España bajo la tutela de la Guardia Civil para seguir cumpliendo su pena en Valencia. Lo hará, no obstante, con el alivio de haber encontrado al fin a su hija.

Quitombo recibe de su propia medicina

El último frente que quedaba abierto era el de Quitombo, que no sólo no podía consentir que que Soledad se reuniera con sus padres adoptivos, sino tampoco que Milena la encontrase a su hija antes que él. 

La que consigue derrotar al cártel colombiano no es otra que Angelita, que presta así su última ayuda a Antonio antes de despedirse definitivamente de él. La abogada, que se había convertido en los últimos capítulos en la persona de confianza del narco principal, termina ahogándole en la piscina mientras las autoridades asaltan su fuerte. Ahora es Milena la dueña de su imperio.

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba