Especial VERTELE

Banderas, censuras, embarazos, "mariconeces" y macromachismos: las polémicas que amargaron la temporada en TV

Banderas, censuras, embarazos, "mariconeces" y macromachismos: las polémicas que amargaron la temporada en TV
Banderas, censuras, embarazos, "mariconeces" y macromachismos: las polémicas que amargaron la temporada en TV

Del procesamiento a Dani Mateo por el sketch de 'El Intermedio' a los ataques a Marta Flich; del monólogo borrado a Iggy Rubin al caso de 'The Good Fight'; del caso de Leticia Dolera y Aina Clotet al lío de las Campos con Telecinco; de la entrevista que pidieron cancelar a Otegi a la que terminó antes de lo previsto con Arcadi Espada... Todas estas y otras controversias han definido, para mal, el curso que ya termina

Este 30 de junio dará por terminada la temporada televisiva 2018/2019. Los titulares que han dejado los últimos nueve meses están más que claros, pero los resultados, rendimientos y protagonistas indiscutibles no son los únicos baremos para analizar el periodo. En cada curso sobresalen un buen puñado de controversias que afectan de un modo u otro al medio en general.

Ya sirvan para cuestionar la libertad creativa, periodística o humorística de los profesionales que componen el gremio catódico; para encontrar prejuicios y desigualdades por género, etnia u orientación o identidad sexual; o incluso las que tienen en su razón de ser motivos más mundanos (como puede ser la misma lucha por las audiencias) estas situaciones de estrés y tensión llevan al límite los ídems que definen la pequeña pantalla.

Lo político ha tenido mucho que ver en buena parte de las polémicas recogidas a continuación, como también la lucha feminista. Se pueden dar con algunas recurrencias en el registro de lo que menos nos apetecería recordar de esta temporada, aunque no quede otra que hacerlo. No perdamos el tiempo y canalicemos lo mejor posible toda esta bilis, para que con suerte no quede nada de cara a la temporada próxima.

1. Dani Mateo, ante el juez por un sketch de El Intermedio

El humorista catalán ha sido sinónimo de polémica desde el pasado 31 de octubre, día en el que se sonó la nariz en El Intermedio con la bandera de España. Un gesto que realizó como parte de un sketch y que le costó una imputación judicial por presuntos delitos de odio y ultraje a símbolos nacionales.

El 26 de noviembre el cómico acudió a los juzgados donde fue citado, pero se acogió a su derecho a no declarar. "Yo sólo diré que, como ciudadano de este país, estoy algo preocupado, porque estamos llevando a un payaso frente a un juez por hacer su trabajo. Y eso me preocupa mucho por la imagen que da de mí país y de mi bandera", declaró ese mismo día ante los medios de comunicación. 

Dani Mateo en "El Intermedio"
Dani Mateo en "El Intermedio" ATRESMEDIA

La Fiscalía acabaría pidiendo el archivo de la denuncia, al no ver acreditados el Ministerio Público los delitos atribuidos en la demanda. "Ni por el contexto, ni por el contenido, ni por las circunstancias, ni por los fines perseguidos, se descubre en el hecho ejecutado un propósito ofensivo o de menosprecio a la bandera", estimaron.

"¿Y ahora que hago con el piso de Bélgica?", escribiría el protagonista con humor tras conocer la decisión judicial. "Tres meses después, sigo recibiendo respuestas maravillosas a cualquier tuit que escribo. Puedo poner 'buenos días' y alguien me responderá: 'como los días que llevas sin sonarte en una bandera, hijo de puta'. Qué magia todo", comentó el cómico.

2. Aina Clotet, fuera de 'Vida perfecta' por su embarazo

Vida perfecta, la serie creada y dirigida por Leticia Dolera para Movistar (anteriormente conocida como Déjate llevarllegará el 18 de octubre, es decir, la próxima temporada. Lo hará después de haber sido la gran triunfadora de la última edición de Canneseries, donde se hizo con el reconocimiento a la Mejor Serie además de un Premio Especial de Interpretación para el trío protagonista femenino. Una noticia que sirvió para dejar en el olvido una notoria polémica acaecida durante el rodaje. Aina Clotet, elegida inicialmente para interpretar a una de las protagonistas, fue descartada por la principal responsable del proyecto una vez la actriz le comunicó que había quedado embarazada. 

La polémica alcanzó unas cotas altísimas no solo por el hecho en sí, sino por la implicación directa de Dolera, considerada una de las voces más famosas del feminismo en nuestro país. La directora de Requisitos para ser una persona normal (2015) justificó su decisión -tomada antes de que empezara el rodaje- alegando que "era técnicamente imposible" contar con ella por dos motivos: primero, porque implicaba mover todo el calendario de grabación; y segundo, porque el personaje que iba a interpretar Clotet "se toma la píldora a espaldas de su marido en el capítulo 1". 

Clotet, sin embargo, tenía una opinión muy diferente: "Entiendo que dicha adaptación suponía un esfuerzo para todo el equipo pero, como en el sector audiovisual es habitual adaptarse a todo tipo de imprevistos, asumí que la producción de una serie marcadamente feminista y que plantea la dificultad de ser mujer y madre en esta sociedad, consideraría todas las opciones para no excluirme solo por estar embarazada". La actriz se quedó sin participar en la serie tras rechazar el papel capitular que le ofreció Dolera, a su vez dolida con aquellos que, en su opinión, usaron esta polémica para "intentar desacreditar el movimiento feminista".

La controversia generó un debate dentro del gremio: actrices como Toni Acosta y Melani Olivares se posicionaron a favor de Clotet, y recordaron sus experiencias en rodajes encontrándose en distintas etapas de gestación; otras como Leonor Watling, se mostraron más comprensivas con Dolera. La situación, en cualquier caso, sirvió para poner de manifiesto las limitaciones y obstáculos a las que se enfrentan artistas que esperan un hijo, partiendo de los problemas para asegurar las situaciones lógicas que derivan de un embarazo.

Leticia Dolera y Aina Clotet, en sendas imágenes de archivo
Leticia Dolera y Aina Clotet, en sendas imágenes de archivo GTRES

3. OT 2018: Del despido de Itziar Castro a las "mariconeces"

No, el talent show de TVE tampoco ha estado exento de polémicas en su última edición. Más bien al contrario. OT 2018 nos ha dejado un puñado de ellas, comenzando por la más sonada: el despido de Itziar Castro como profesora de interpretación. Una decisión inédita en la historia del formato y que desde el programa no gestionaron especialmente bien.

Tanto antes como después de esta polémica se produjeron otras también significativas. Por ejemplo, cuando Dave y Noemí Galera se "cagaron en Falange" y TVE pidió perdón públicamente por ello, María y Miki pidieron no decir el "mariconez" que aparece en la letra de Quédate en Madrid, de Mecano, C. Tangana protagonizó una espantada en plató y el novio de María dio la nota con sus comentarios hacia ella.

O cuando una foto de Brisa Fenoy despertó las sospechas de que las galas estaban guionizadas; Noemí Galera y Mamen Márquez abroncaron a los concursantes por su desgana en la academia; Dave, África y Damion se quedaron sin canción para Eurovisión o Alba y Julia se quejaron por llevar "cuatro semanas sin ser atendidas" ni por el médico no por la psicóloga del programa.

4. Tratamiento del caso Julen

A comienzos de año, la atención mediática se centró en la localidad malagueña de Totalán, donde un niño, Julen, había caído a un pozo. El suceso, que terminaría 13 días después con el hallazgo del cuerpo sin vida, se convertiría en poco menos que un reality show con cobertura total por parte de las principales cadenas durante las 24 horas del día.

Este exceso llevó a situaciones cuando menos inapropiadas: sin ir más lejos, Antena 3 implantó un recuadro sobreimpresionado en la parte inferior izquierda de su pantalla con imágenes en directo desde el lugar donde se procedía al rescate del pequeño: "A 3 metros de Julen", se llegaba a leer. Del mismo modo, Telecinco levantó su programación habitual para ofrecer un minuto a minuto sobre la recta final de las operaciones de rescate que se alargó durante horas y en el que se alternaron Ana Rosa Quintana y Sonsoles Ónega. También fue habitual el atosigamiento a los familiares del crío, rodeados y perseguidos por los reporteros. Este fue un ejemplo más de otras prácticas usuales durante las cerca de dos semanas en las que las televisiones prestaron atención continuada al caso, siendo quizás las cadenas públicas más comedidas que las privadas.

La Presidenta del Consejo Audiovisual de Andalucía lamentaría "la espectacularización que se hace de la información para mantener la tensión informativa" y "para alargar y rellenar horas de programación". Expertos como Mariola Cubells mostraron su resignación ante el tratamiento del suceso: "No hay ni siquiera una reflexión general para no ahondar o tratar así las cosas, que es lo único bueno que podrían tener estos casos", analizó. También Bob Pop meditó al respecto: "A mí esto me parece lo peor. A mucha gente también. Pero sin embargo a mucha otra gente le interesa, y da unos datos de audiencia brutales", dijo en Late Motiv.

5. Las actitudes inaceptables vistas en 'GH VIP'

Si OT 2018 ha estado repleto de polémicas, GH VIP no ha sido menos. A los dos días de comenzar su sexta edición, el reality de Telecinco perdió a su primera concursante, Oriana Marzoli, que decidió abandonar la casa por sentirse "agobiada" con la situación

Lo peor, sin embargo, llegó días después cuando Omar incitó a Asraf a mantener relaciones sexuales con Miriam Saavedra cuando ésta se encontraba en estado de embriaguez. Un escándalo que el programa no atajó con la expulsión inmediata de Omar, sino poniendo su estancia en la casa en manos de la audiencia, que terminó por expulsarlo tras pedir previamente su eliminación fulminante

Además, la reciente edición del reality estuvo aderezada por los constantes comentarios machistas de Suso, los rifirrafes e insultos entre concursantes -con conatos de agresión y supuestos escupitajos incluidos- y las alusiones ofensivas de éstos a diversas enfermedades mentales

Tal fue el grado de tensión en Guadalix que Jorge Javier acudió una noche a la casa para poner orden. Y hasta la CNMC anunció que investigaría al programa para determinar si "incita al odio".

6. El despido fulminante de Megyn Kelly por comentarios racistas

En apenas dos años, Megyn Kelly pasó de adquirir una gran popularidad y simpatías después de ser una de las periodistas que denunció públicamente a Roger Aisles, fundador de Fox News, por acoso sexual; a convertirse en presentadora estrella de NBC por tiempo limitado. La presentadora terminó su breve estancia en la cadena con un despido fulminante a causa de unos comentarios racistas proferidos en directo.

Todo ocurrió a finales de octubre: Kelly, al frente de la tercera hora del mítico magacín Today. Durante un debate sobre la problemática inherente que planteaban ciertos disfraces de Halloween, la presentadora defendió la idoneidad de que personas blancas se pintasen el rostro para simular ser negros como parte de sus atuendos (algo que en Estados Unidos se conoce con el término "blackface"). La avalancha de críticas no se hizo esperar, especialmente dentro de la propia cadena y no tardó en tener consecuencias directas.

Kelly se disculparía ante la audiencia en directo un día después, pero eso no sirvió para que la cadena paralizase la emisión de nuevas entregas del espacio durante los días siguientes, ni para que evitase la rescisión del millonario contrato firmado apenas un año antes. "No hay sitio en nuestro lugar de trabajo para esa clase de pensamiento", remarcó el jefe de informativos, Andy Lack, una opinión compartida por los compañeros de redacción, que ya habían manifestado su disconformidad con el fichaje por la posición ideológica de la conductora. Los hechos también tuvieron consecuencias a otros niveles: Kelly había negociado finiquitar su vinculación con su agencia de representación, la CAA, para firmar por otra empresa rival, la UTA. Tras su defensa del blackface, esta última descartó sumar a la televisiva a su cartera de representados.

7. El Chester más tenso entre Risto y Arcadi Espada

Meses antes de emitirse la octava temporada del Chester, el formato de entrevistas presentado por Risto Mejide ya se ganó titulares al filtrarse el incómodo encuentro entre el showman y Arcadi Espada. El escritor y tertuliano televisivo era unos de los primeros 6 invitados confirmados para las entregas que se vieron ya durante el invierno y, como él mismo relató, la experiencia finalizó antes de lo previsto.

El polémico colaborador de Ana Rosa Quintana expuso que la grabación de su charla con el publicista terminó de forma precipitada, cuando este último le pidió que hablara "con respeto" al padre de una persona con síndrome de Down. La presencia de este padre estaba justificada por un artículo del escritor en el que defendía que "la que sabiéndolo decide alumbrar un ser gravemente discapacitado está en su derecho, pero es justo que pague con dinero propio su decisión eugenésica inversa". Espada, sin embargo, convino levantarse y dejar el plató, acusando a Mejide de "tramposo" por la encrucijada que había dispuesto. Sin tiempo que perder, el conductor del Chester se defendió asegurando de inicio que "es la primera vez que expulso a un invitado del Chester". También que "lo mejor" de Espada es "que reniegue de lo que él mismo escribió".

Vídeo: así echó Risto a Arcadi Espada del Chester por "cosas que no soy capaz de soportar"
Vídeo: así echó Risto a Arcadi Espada del Chester por "cosas que no soy capaz de soportar"

A mediados de febrero, la breve entrevista pudo verse en el prime time de Cuatro. Después de que, en efecto, el ciudadano apareciera para ilustrar a Espada sobre el síndromde de Down, Espada se mostraba molesto: "Tal vez haya llegado el momento de acabar esta entrevista, porque que consideres que puedo tratar a alguien sin respeto me ofende", dijo el invitado, negando que la cita destacada de su texto fuera suya, antes de levantarse y salir del decorado.

8. El enrevesado caso de Jussie Smollett, de víctima a detenido

La popularidad de Jussie Smollett, que se diera a conocer gracias a Empire, ha alcanzado unos niveles estratosféricos gracias al que sin duda es uno de los casos más extraños y confusos de la temporada, al menos a instancias judiciales. La opinión pública se volcó con él después de que trascendiese que había sufrido una agresión en la madrugada del 29 de enero, cuando caminaba solo por la calle. Según su testimonio, dos individuos blancos le propinaron un puñetazo y le colocaron una soga al cuello y le tiraron lejía por encima, por lo que hubo de ser hospitalizado. 

Sin embargo, empezaron a surgir dudas sobre las discordancias en el testimonio y ante las negativas de Smollett a colaborar en la investigación. Casi tres semanas después, la policía chicagüense detuvo a dos hermanos nigerianos, Olabinjo y Abimbola Osundairo, liberados sin cargos tras prestar declaración. Ambos habían trabajado como extras en Empire, pero además uno de ellos era el entrenador personal del intérprete, que aseguraron que la estrella les había pagado para ayudarle a escenificar la agresión. Días después, se ordenó su detención, siéndole imputados 16 cargos por presentación de una denuncia falsa

Jussie Smollett a su entrada a la Corte de Chicago en Leighton a mediados de marzo
Jussie Smollett a su entrada a la Corte de Chicago en Leighton a mediados de marzo GTRES

Poco después, un nuevo giro en la investigación: Smollett sería exonerado de todos los cargos y se dio el caso por cerrado. No obstante, la resolución fue considerada cuando menos difusa, en tanto que ninguna de las partes confirmó ni desmintió ni que si existiera tal agresión ni si fue acusado erróneamente. Mientras los hermanos Osundairo han emprendido una guerra judicial contra el intérprete por difamación, y con la policía de Chicago negándose a aceptar la resolución y difundiendo el material de la investigación a los medios para desacreditar al demandante/demandado, lo único que parece seguro es que la continuidad del actor en Empire está más que descartada. Tras haber quedado fuera de los últimos episodios de la quinta temporada, y pese a las demandas de varios compañeros de reparto para reintegrarle en el equipo, la sexta (y última) temporada de la ficción no repescará al que era uno de sus personajes principales.

9. El monólogo de Iggy Rubin suprimido por Movistar+

El humor y sus límites volvió a convertirse en protagonista del debate social y televisivo en abril, a causa de un monólogo de Iggy Rubín en La resistencia en el que el cómico bromeó con el secuestro de Ortega Lara, actual miembro de Vox. "532 encerrados en un cubículo minúsculo. Años después funda un partido y lo llama VOX... Y nadie le dice lo que significa en inglés". Ante las múltiples críticas difundidas en redes sociales, Movistar no tardó en reaccionar y decidió borrar de todas sus plataformas esta rutina cómica, aduciendo que "no se ajusta a los principios editoriales" del grupo.

Iggy Rubín en 'La resistencia'
Iggy Rubín en 'La resistencia' MOVISTAR

Tras saltar la controversia a los medios, el presentador de La resistencia, David Broncano, afirmó que "la comedia es punta de lanza de la libertad de expresión y tengo claro que hay que defenderlo con todo", si bien rehusaba reprobar la decisión de Movistar: "Es cuestión de sus valores corporativos y ahí no me meto". Otros fueron más categóricos: "Lo llamaron censura porque "miedo bastante injustificado (porque Twitter no es la sociedad) a perder dinero" era demasiado largo", satirizaba Borja Cobeaga, que acaba de estrenar esa misma semana Justo antes de Cristo, comedia de la que firmó varios capítulos.

Dos meses después, con más perspectiva, el humorista aseguró a VERTELE no haber "bajado el listón" en su programa: "Hemos intentado seguir haciendo el mismo tipo de humor". Aunque insistía al defender a la compañía -justificó la supresión del vídeo por "unos motivos más allá" de la libertad de la comedia-, insistió en que desde entonces han intentado "hacer el mismo programa, o incluso apretar más con tipo tipo de chistes".

Lo curioso de todo el asunto es que Rubín ya había avisado de que había grabado esta intervención para el espacio y que su intención era no volver a entrar en Twitter durante el mes siguiente al día de su emisión, a fin de protegerse. Así lo dijo en Comedia perpetua, espacio de las madrugadas del viernes al sábado de Cadena Ser en el que participa junto a Antonio Castelo y Miguel Campos Galán. "Si me necesitáis para algo en abril no voy a estar. Voy a chapar mi internet. Voy a tener la mejor excusa del mundo para no entrar... Van a estar volando los puñales", vaticinaba, con éxito.

10. La celebración de Eurovisión en Israel

En términos estrictamente musicales, Eurovisión 2019 terminó con la victoria de Duncan Laurence (Países Bajos) y el vigésimo segundo puesto de Miki Nunyez, representante español, con La venda. Pero la información en torno a Eurovisión estuvo marcada durante las semanas previas y también las posteriores por cuestiones más allá de lo artístico. Después de la victoria en 2018 de Netta, Israel se aseguraría albergar la sede del certamen este 2019, un hecho que movilizó a la opinión pública internacional por el conflicto abierto con Palestina.

En Reino Unido, sin ir más lejos, el fundador de Pink Floyd Roger Waters, el cantante Peter Gabriel o la actriz Julie Christie firmaron una carta en enero pidiendo a la BBC que cancelara la cobertura del concurso de Eurovisión de este año, algo a lo que la cadena pública británica se negó con el argumento de no querer caer en la politización del festival. Asimismo, organizaciones internacionales protestaron ante lo que se consideraba un "blanqueamiento" de la ocupación de territorios palestinos por parte de Israel que supone la celebración del festival en Tel Aviv. Los actos promocionales de la candidatura española también se vieron interrumpidos o al menos afectados por las manifestaciones y protestas en esa misma línea: la Red Solidaria Contra la Ocupación Palestina (RESCOP) instó al intérprete de La venda a apearse del certamen y evitar así que utilizasen su "arte para lavar sus crímenes"; mientras que el sindicato CGT también pidió, sin éxito, la retirada de España.

Las críticas a nivel internacional se multiplicaron cuando se anunció la presencia de Madonna como gran estrella para el interludio del concurso. Celebridades como el citado Waters pidieron a la diva del pop que recapacitase y no actuara en Israel hasta que el Gobierno reconociera el derecho de autodeterminación de los palestinos. Ella desoyó estas demandas: "Nunca dejaré de tocar mi música para complacer la agenda política de otro, así como nunca pararé de hablar contra las violaciones de los derechos humanos sin importar en qué lugar del mundo ocurran", dijo en un comunicado, al llegar al país, apenas días tres antes de actuar.

Una actuación, por cierto, donde la responsable de éxitos como Like A Virgin coló un gestó simbólico: durante la performance, dos de sus bailarines, con las banderas israelí y palestina cosidas en el traje, subían la escalinata montada en su actuación cogidos de la mano. El momento en cuestión, que intentó ser escondido por la cadena estatal del país, sería luego duramente criticado por la ministra de Cultura de Israel. Aunque, hay que reconocer, eso no sería tan cuestionado como el dudoso nivel vocal del que hizo gala la artista en Tel Aviv. Pero esa es otra historia.

11. La cancelación del controvertido show del polígrafo en UK

The Jeremy Kyle Show, uno de los programas más exitosos y controvertidos de la británica ITV, fue cancelado de manera fulminante a mitad después de 14 años en antena, tras conocerse la muerte por un aparente suicidio de uno de los participantes del programa.

El fallecido fue Steve Dymond, de 63 años, que había grabado su intervención el día 2 de mayo. Acudió a someterse a un detector de mentiras y probar si había sido o no infiel a su pareja. El polígrafo determinó que sí lo había sido, lo que motivó la ruptura inmediata de la relación. "El público la tomó con él y desde entonces no dejó de pensar en quitarse la vida", declaró Shelley, amiga y compañera de piso del fallecido. 10 días después de la filmación, esta encontró el cuerpo sin vida de Dymond en el apartamento que compartían. 

ITV tomó la decisión de paralizar la emisión de forma indefinida para investigar lo ocurrido. Sin embargo, tan solo dos días después y ante la presión popular y de la clase política, el canal anunció la cancelación definitiva del formato.

La situación motivó la reacción del gobierno británico, que avanzó su intención de realizar un examen a los programas de telerrealidad para comprobar si cuidan del bienestar de sus participantes y que cuentan con el soporte psicológico adecuado tanto durante como después de las grabaciones. "Programas como The Jeremy Kyle Show ponen en riesgo a gente en situación de vulnerabilidad al colocarse en un escenario en un momento en el que son incapaces de ver las consecuencias que eso puede tener, tanto para ellos como para sus familias", criticaba Damian Collins, parlamentario conservador y miembro del Comité para Cultura, Medios de Comunicación y Deporte. "Esta clase de televisión atrae a millones de espectadores, pero a cambio las cadenas deberían demostrar su cuidado por esas personas que se exponen", agregaba.

Imagen de 'The Jeremy Kyle Show'
Imagen de 'The Jeremy Kyle Show' ITV

12. La reflexión de Fran Rivera sobre el suicidio de una mujer

Aunque sus comentarios en Espejo Público y redes sociales le habían habituado a involucrarse en polémicas de todo pelaje, Fran Rivera se ganó las críticas más aceradas por sus comentarios con respecto a la noticia del suicidio de una trabajadora de la empresa Iveco tras difundirse un vídeo sexual grabado cinco años antes entre sus compañeros de trabajo.

Tras informar de que CCOO denunciaría a la empresa por el trágico suceso, el magacín dejaba que el extorero reflexionase en voz alta: "No es de hombre hacer viral un vídeo así, perolos hombres, soy un hombre y lo digo, no somos capaces de tener un vídeo así y no enseñarlo".

Fran Rivera en 'Espejo Público'
Fran Rivera en 'Espejo Público' ATRESMEDIA

El revuelo por tan desafortunado comentario no se haría esperar: las redes compartieron testimonios de hombres que se desmarcaban enérgicamente de las palabras del torero con las que englobaba a todos; y profesionales de los medios de comunicación también mostraron su repulsa a esa afirmación del diestro: "Esas cosas las dices cuando todas las luces las tienes en el traje", llegó a decir Andreu Buenafuente en Late Motiv. Otros comunicadores como Carles Francino se expresaron en términos igual de tajantes.

Con todo, Rivera contó con defensores. Susanna Griso quiso echarle un capote, asegurando que no se le entendió "porque la gente opina sin escuchar y sin ver el contexto". "En los institutos lo están pasando mal por vídeos como este y que evidentemente hay que contarles, y lo hacen los policías, que este tipo de vídeos no se tienen que difundir. Lo ideal es que tuviéramos la libertad para hacerlo, pero no nos engañemos, siempre hay malnacidos que los hacen correr".

13. La autocensura de 'The Good Fight' para criticar a CBS

Uno de los motivos por los que The Good Fight, ha conseguido encandilar a la crítica y al público también durante la tercera temporada ha sido por sus ejercicios de metatelevisión dentro de los propios capítulos. Píldoras que permiten a sus creadores, Robert y Michelle King, hablar de problemáticas actuales sin perder de vista las tramas episódicas, mediante cortometrajes animados satíricos. Por ello, cuando en el capítulo emitido el pasado martes 2 de mayo, la pantalla se fue a negro y sólo se pudo leer un letrero que decía: "CBS ha censurado este contenido", propios y extraños dieron por hecho que se trataba de un ejercicio más de ironía. No fue así.

El episodio en cuestión, The one where Kurt saves Diana, hablaba sobre cómo algunas empresas estadounidenses incurrían en contradicciones para lograr conquistar el mercado chino. En concreto, el bufete de Diane Lockhart defiende al motor de búsqueda ChumHum para ocultar que había variado su algoritmo para permitir al gobierno de China censurar información. El corto animado en cuestión abordaría esa cuestión.

Desde CBS All Access trasladó a los showrunners, la preocupación imperante en la cúpula de la cadena "con algunos de los temas" que se trataban en la pieza. Dicha inquietud fue recogida por los guionistas, que decidieron entonces dejar en evidencia a su propia casa: al poner ese cartel, no muestran el contenido que "preocupaba", pero al mismo tiempo dejan claro que la empresa peca de lo que ellos mismos denuncian en el episodio.

El mensaje que 'The Good Fight' mostró en lugar de su corto animado
El mensaje que 'The Good Fight' mostró en lugar de su corto animado

14. La batalla de las autopromos, más acerada que nunca

El mes definitivo de la temporada ha resultado ser de lo más intenso en lo que a controversias se refiere, desde el comienzo y hasta sus últimos días. Nada más comenzar junio, tanto Mediaset como Atresmedia han decidido recuperar el tono agresivo que caracterizó en el pasado la batalla por las audiencias. Los dos gigantes privados del panorama nacional se lanzaron ataques mutuos a través de sendas series de autopromos en la que comparaban sus datos con los de la competencia.

Mediaset optaba por remarcar la posición dominante de Telecinco sobre Antena en dos spots: en el primero, destacaba el liderazgo en share de su canal sobre el de su rival, así como la ventaja que atesoraba el conjunto de marcas de su compañía con respecto a las de Atresmedia; en el segundo, se ensañaba haciendo comparativas no siempre exactas entre sus programas más exitosos con los de Antena 3, a los que aludía sin reparo alguno: "Solo un reino en las mañanas: El programa de Ana Rosa arrasa a Espejo Público" o "En la franja de El Hormiguero que digan lo que quieran, pero solo hay un rey: Telecinco", eran algunas de las frases locutadas.

Atresmedia, por su lado, buscó su propia fórmula para erigirse como líder: sumando el share anual de Antena 3 y laSexta con el de Telecinco y Cuatro, aprovechando así la debilidad que durante buena parte de la temporada marcaba el rendimiento del segundo canal de Mediaset. Del mismo modo, el duelo entre laSexta y Cuatro también ganaba relieve en estas promociones, que nos hicieron recordar tiempos mucho menos pacíficos y más movidos que los que habíamos vivido en fechas recientes.

15. El enfrentamiento entre María Teresa Campos y Mediaset

La vinculación contractual que unía a María Teresa Campos y Mediaset finalizó en abril tras 12 años, y no lo hizo precisamente en los términos amistosos. Desde su salida, la veterana malagueña no ha tenido reparos en mostrar la frustración que sufría en sus últimos tiempos en el grupo, unas declaraciones que no han quedado sin respuesta.

"Algunos han dicho que yo estaba apenada porque no me renovaban. ¿Qué dicen? Yo no veía el momento de que eso se acabara, porque no podía trabajar en otro sitio", aseguró en Onda Cero a principios de junio. Se refería a su estatus dentro de la compañía, que la mantuvo en nómina pero sin encargarle ningún proyecto hasta que el contrato expiró: desde la cancelación de ¡Qué tiempo tan feliz! no volvería a presentar ningún programa; y una vez concluido el docurreality Las Campos y sus colaboraciones con Sálvame pasaría meses alejada de los focos a su pesar.

Apenas dos semanas después de estas palabras en la radio, Campos aprovechó un evento para volver a la carga: "Ahora no estoy haciendo nada, me he salido... Bueno, me han sacado", ironizó, y criticó desde la distancia algunos de los contenidos de Sálvame, donde tanto ella como sus hijas estuvieron colaborando largas temporadas. En concreto, insinuó que que las polémicas y discusiones que se ven en plató se consensúan en las reuniones de contenidos, algo que recibió réplica de los aludidos. "Una vez que uno se va de un sitio, citando a una frase de Jorge, creo que nos favorece más el silencio. Y a ti, que eres una grande, esto no te beneficia en absoluto", le espetó Mila Ximénez.

En todo este culebrón ha tenido importancia la situación de sus dos hijas, Terelu Campos y Carmen Borrego. La primera se despidió "para siempre" del universo Sálvame en mayo, una decisión que estaba estudiando desde hacía meses y que se aceleró tras los duros comentarios que sus ya excompañeros de programa realizaron contra Borrego. Esta última también abandonó la disciplina del magacín (sigue involucrada en Viva la vida) y ha recibido de manera continuada los ataques de sus excompañeros y de otros espacios de la misma productora, La Fábrica de la Tele.

16. El "periodismo machista" contra Marta Flich

En las postrimeras del curso, Marta Flich se convirtió en protagonista a su pesar de una desagradable situación que sirvió para poner de manifiesto conductas machistas en medios de comunicación.

En una nueva batalla de la guerra declarada por OK Diario a Todo es mentira, el medio dirigido por Eduardo Inda se publicó diversas piezas sobre el pasado sentimental de la copresentadora del formato de Cuatro, destinadas a tratar de desprestigiarla. Durante varios días seguidos, el diario digital sacó a colación la relación que la economista y actriz había mantenido años atrás con Jaime Martínez-Bordiú, nieto de Francisco Franco, atacándola por ello e insinuando que este noviazgo escondía un intento de saltar a la fama por su parte. 

La indignación se canalizó a través del hashtag #StopPeriodismoMachista, promovido por la propia Flich. Primeras espadas de la vida política, como la vicepresidenta Carmen Calvo, la vicesecretaria general del PSOE Adriana Lastra, Pablo Iglesias, la alcaldesa de Barcelona Ada Colau, Celía Villalobos o la coordinadora de Podemos Andalucía Teresa Rodríguez; profesionales de la competencia como Paula Vázquez, María Llapart, Ana Pastor, María Gómez o Mamen Mendizábal; periodistas como Pepa Bueno, Antonio Maestre, Esther Palomera y Carlos E. Cué; y artistas como Itziar Castro (a la postre excompañera de Flich en Todo es mentira), Rayden, Fernando Albizu o Cristina Urgel se adhirieron a la campaña para afear la línea editorial planteada por OK Diario.

Todo ello sin contar los mensajes de sus propios compañeros de cadena y de formato. "Ahora no es que haya fallado el tiro es que te has disparado en un pie", recriminaba Risto Mejide en directo al tertuliano televisivo por la noticia que desencadenó este movimiento contra el machismo en los medios.

Marta Flich en 'Todo es mentira'
Marta Flich en 'Todo es mentira' (Foto: Cuatro)

17. La entrevista a Otegi en La noche en 24 Horas

Por si la enésima ola de calor no era suficiente, los últimos días de junio han estado particularmente caldeados en Televisión Española a causa de la criticada entrevista a Arnaldo Otegi en La noche de 24 Horas.

El líder de EH Bildu contestó a las preguntas de Marc Sala en el prime time del miércoles 26, pese a la oposición declarada de los partidos conservadores y de la Asociación de Víctimas del Terrorismo, que mostró su "más absoluto rechazo" a este encuentro. Si bien era del todo legal, dado que se trata de un partido legal con representación parlamentaria (4 diputados en el Congreso), exigió reconsiderar darle hueco en la televisión pública a una formación "sin duda heredera del brazo institucional de ETA". Personalidades como Ana Rosa Quintana llegaron a comparar esta entrevista con la que La Noria de Telecinco realizó en 2011, previo pago de 10.000 euros, a la madre de 'El Cuco', uno de los investigados por el asesinato de Marta del Castillo, que desembocaría en una fuga de anunciantes y en la consiguiente cancelación del espacio.

Marc Sala y Arnaldo Otegi en 'La noche en 24 Horas'
Marc Sala y Arnaldo Otegi en 'La noche en 24 Horas'

Por su parte, desde Televisión Española se defendió la idoneidad de esta cita. "La dirección de informativos asume la responsabilidad de la entrevista y se reafirma en su compromiso con el pluralismo informativo", comunicaron en el Telediario. El día después de la emisión, el Consejo de Informativos reincidió en la idea de que "son los profesionales de la información quienes según criterios periodísticos y de actualidad deben decidir a quién se entrevista y a quién no en un programa informativos", y exigió a las formaciones políticas que no injirieran en la labor de los profesionales.

Las posturas en redes sociales refrendaron esta división entre quienes defendían que la televisión pública diera cabida al líder de un partido democrático como por aquellos que criticaban la aparición de Otegi que incluso llegaron a llamar al boicot bajo el hashtag #ApagónTVE. Este intento de boicot no surtió efecto, en vista de las audiencias: La noche en 24 Horas fue vista por 242.000 espectadores, alcanzando un 1,6 % de cuota de pantalla, siete décimas por encima de la media de la cadena durante junio (0,9 %). Del mismo modo, la actitud de Sala como moderador sirvió para responder a los detractores, en tanto que repreguntó en varias ocasiones al político si condenada los actos terroristas de la banda.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba