Internacional

Woody Allen y Amazon llegan a un acuerdo para zanjar la batalla legal por incumplimiento de contrato

Woody Allen en el rodaje de Rifkin's Festival
Woody Allen en el rodaje de Rifkin's Festival GTRES

El cineasta pedía 68 millones de dólares al estudio por romper su contrato de cuatro películas y guardar en un cajón 'Un día de lluvia en Nueva York'

Woody Allen y Amazon han alcanzado un acuerdo para poner fin a la demanda que el cineasta presentó en febrero contra la compañía por incumplimiento de contrato por incumplimiento de contrato y por la que reclamaba 68 millones de dólares en concepto de daños y prejuicios.

La resolución extrajudicial fue avanzada este viernes, sin que hayan trascendido los términos de esta, informa The New York Times.

El director neoyorquino, de 83 años, acudió al tribunal federal del sur de Manhattan en Nueva York después de que la multinacional rompiera el acuerdo para producir cuatro largometrajes, una decisión amparada por el resurgimiento de las acusaciones de presunto abuso sexual a Dylan Farrow, hija del director y Mia Farrow, en 1992, cuando ella tenía 7 años. El conglomerado de Jeff Bezos tomó la determinación de cancelar el lanzamiento de Un día de lluvia en Nueva York, la primera de las películas que había producido para Allen, y de cortar toda vinculación profesional con él.

El director de Hannah y sus hermanas argumentó en la demanda que la decisión de Amazon respondía a "una acusación sin fundamento" que no era nueva, sino que se conocía desde hacía 25 años, habiendo sido recuperada en los medios con el movimiento #MeToo, e insistía en que nunca se le había imputado ningún delito. También aseguró que no había una base legítima para que la plataforma de contenidos incumpliera el contrato.

Terminada en 2018, Un día de lluvia en Nueva York no se estrenaría hasta un año después en Europa y Latinoamérica, manteniéndose inédita en Estados Unidos. Para entonces, varios de sus actores ya habían renegado del filme y de su colaboración con Allen: así, Rebecca Hall (que había trabajado previamente con el cineasta) y Selena Gomez donaron su salario completo al movimiento Time's Up, mientras que Griffin Newman y Timothée Chalamet destinaron su caché a RAINN (Rape, Abuse & Incest National Network). Otros integrantes del elenco como Ewan McGregor y Cherry Jones sí han defendido su participación y lamentaron que hubiese sido guardado en un cajón. En España, de su distribución se encargó A contracorriente.

Mediapro ha asumido la producción de su siguiente largometraje, Rifkin's Festival, con Gina Gershon, Christoph Waltz, Elena Anaya y Sergi Lopez en el reparto. Rodada en San Sebastián, su estreno está previsto para 2020.

Roy Price, expresidente de Amazon, dimitió en pleno #MeToo

Hay que indicar que el contrato que Allen firmó con Amazon fue rubricado en 2016, durante el periodo en que al frente de la división de cine estaba Roy Price. Este dimitiría como presidente del estudio en octubre de 2017, tras salir a la luz varias denuncias por acoso sexual contra él.

El acuerdo venía precedido de Crisis in Six Scenes, una miniserie de seis capítulos para el servicio de vídeo bajo demanda que resultó todo un fiasco y que llevó al también guionista a renegar del medio televisivo.

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba