En los tribunales

Acosan a Rocío Carrasco con carteles de "Stop feminazis" al entrar a su juicio contra Antonio David Flores

Rocío Carrasco, acosada por este pequeño grupo de manifestantes

Redacción

Rocío Carrasco ha acudido al juzgado en la mañana de este viernes para defenderse de las acusaciones de su exmarido Antonio David Flores, que le reclama 8.000 euros de la manutención del hijo que ambos comparten. En el exterior de los tribunales le esperaban los periodistas y unas pocas personas que la han recibido con pancartas en las que se podía leer "Stop femionazis".

La docuserie de Rocío Carrasco deriva en una "guerra" entre productoras de Telecinco personificada en Lecquio

La docuserie de Rocío Carrasco deriva en una "guerra" entre productoras de Telecinco personificada en Lecquio

Al salir del juzgado, la hija de Rocío Jurado ha saludado a los reporteros pero ha evitado hacer declaraciones sobre el motivo por el que había sido citada. No obstante, sí ha dicho con ironía que pensaba que se le había reclamado por otro tema: "Pensaba que venía a que me dijeran que ya ha depositado los 60.000 euros de la fianza que debe todavía, pero no era para eso, era para otra cuestión", ha dicho Carrasco, refiriéndose de este modo a la fianza que su marido deberá aportar por orden del juez.

Mientras hacía esta breve comparecencia, tras ella se han colocado dos o tres señores que portaban pancartas contra las "feminazis", con las que han seguido a Rocío Carrasco durante unos minutos mientras se dirigía hasta su vehículo.

El 'juicio' mediático discurre en paralelo al de los tribunales

Así pues, continúan su recorrido las disputas judiciales emprendidas por Rocío Carrasco y Antonio David Flores mientras, al mismo tiempo, se agranda el juicio mediático que se inició en marzo con el estreno en Telecinco de la serie documental Rocío, contar la verdad para seguir viva, en la que la hija de la cantante está ofreciendo con todo detalle los malos tratos que presuntamente sufrió a manos de su exmarido y su hija Rocío Flores. Sobre estas cuestiones en concreto, ninguna declaración más ha hecho a su salida de la vista judicial.

La emisión de esta serie ha provocado un amplio debate social con multitud de aristas que culpan o victimizan –dependiendo de quién haga la lectura– a todos los protagonistas de la historia. Tras la emisión del primer capítulo, Telecinco prescindió de Antonio David como colaborador de los programas en los que llevaba años cargando contra su exmujer. Además, las declaraciones de Rocío Carrasco provocaron la intervención de varios políticos en contra de la violencia machista que sufren en silencio muchas mujeres. Desde Mediaset, este delicado asunto se está abordando con frivolidad en muchos casos –como ha denunciado incluso Jorge Javier Vázquez– y con una clarísima ambivalencia que responde a la 'guerra' existencia entre las productoras que trabajan para Telecinco.

Etiquetas