Análisis

Las audiencias en TV de la Eurocopa 2021, a examen: así ha funcionado la fase de grupos en Mediaset

Varios jugadores de España disputan un balón con el polaco Lewandoski

Con la fase de grupos ya finalizada, es buen momento para analizar cómo le ha ido hasta ahora en audiencias a la Eurocopa 2020 (aunque celebrada en 2021 por el coronavirus). Un torneo cuyo seguimiento no solo es mirado con lupa por parte de Mediaset, sino también por la comunidad futbolera en general, instalada en el debate sobre si el fútbol ha perdido interés entre el público desde que el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, alertara de este supuesto desapego a propósito de la creación de la Superliga.

Eurocopa 2021: el calendario de partidos, los horarios en Mediaset y su cobertura para seguir a España

Eurocopa 2021: el calendario de partidos, los horarios en Mediaset y su cobertura para seguir a España

Las audiencias de la Eurocopa, un campeonato emitido exclusivamente en abierto gracias a Mediaset en Telecinco, Cuatro y Be Mad; y que cuenta con la participación de algunas de las grandes estrellas del fútbol mundial, no van a ofrecer una respuesta definitiva sobre esta presunta desafección de la gente, especialmente la más joven, hacia el balompié. Sin embargo, sí pueden ser un buen baremo para medir si hay motivos para la preocupación o si, por el contrario, el fútbol sigue tan vivo como siempre

Por ello, a continuación analizamos los datos de audiencia de la Eurocopa tras la finalización de su primera fase.

El partido inaugural, el menos visto en 20 años

Sin ser ni mucho menos definitivo, el primer partido de un campeonato siempre ayuda a calibrar el interés que ese mismo campeonato despierta entre el público. Y en el caso de la Eurocopa, el interés inicial de los aficionados ha sido más bien débil. El partido inaugural del torneo, el Turquía-Italia, apenas atrajo el viernes 11 de junio a un 14% de cuota y 1.772.000 espectadores, convirtiéndose en el arranque menos visto, como mínimo, desde el Mundial 2002, el primer gran torneo de selecciones emitido en abierto en nuestro país por una cadena privada (Antena 3 en aquel caso).

Partidos inaugurales de Eurocopas y Mundiales de los últimos 20 años:

  • Mundial 2002: Senegal-Francia (Antena 3 - viernes 31 de mayo de 2002): 40.2% y 3.906.000
  • Eurocopa 2004: Portugal-Grecia (La 1 - sábado 12 de junio de 2004): 37.3% y 3.295.000
  • Mundial 2006: Alemania-Costa Rica (Cuatro y laSexta - viernes 9 de junio de 2006): 30.6% y 2.733.000
  • Eurocopa 2008: Suiza-República Checa (Cuatro - sábado 7 de junio de 2008): 20.5% y 1.993.000
  • Mundial 2010: Sudáfrica-México (Telecinco - viernes 11 de junio de 2010): 25.1% y 3.301.000
  • Eurocopa 2012: Polonia-Grecia (Telecinco - viernes 8 de junio de 2012): 21.3% y 2.169.000
  • Mundial 2014: Brasil-Croacia (Telecinco - jueves 12 de junio de 2014): 43.5% y 8.436.000
  • Eurocopa 2016: Francia-Rumanía (Telecinco - viernes 10 de junio de 2016): 33.8% y 4.490.000
  • Mundial 2018: Rusia-Arabia Saudí (Telecinco - jueves 14 de junio de 2018): 27.1% y 2.842.000
  • Eurocopa 2021: Turquía-Italia (Telecinco - viernes 11 de junio de 2021) - 14% y 1.772.000

Como vemos, partidos de escaso atractivo para el público general como un Sudáfrica-México, un Polonia-Grecia y hasta un Rusia-Arabia Saudí congregaron más seguidores que el debut de Italia, una de esas selecciones con mayor historia y tradición, y que siempre parte entre las favoritas por su conocido carácter competitivo. En esta ocasión, en cambio, nada de esto fue suficiente para que el encuentro anotara un gran dato de audiencia.

El ránking de las primeras fases de España

Pero vayamos al meollo de la cuestión: España. Como pasa en cualquier país, la selección local es la que justifica una inversión tan millonaria como la que supone emitir un torneo de la envergadura de la Eurocopa. Lógicamente, sus partidos son los más vistos y de su trayectoria en el campeonato depende que el comprador de los derechos de emisión (Mediaset en este caso) acabe más o menos satisfecho con el rendimiento del torneo.

A la espera de ver cómo le va a España en las eliminatorias directas, vamos a fijarnos en el seguimiento que han tenido sus encuentros de la primera fase:

  • España-Suecia: 48.9% y 7.961.000
  • España-Polonia: 51.6% y 7.244.000
  • España-Eslovaquia: 52.8% y 6.042.000
  • MEDIA TOTAL: 51.1% y 7.082.000

Por sí solas, estas cifras vuelven a demostrar que salvo excepciones puntuales como Eurovisión, las Campanadas y el discurso del Rey, nada reúne a tantos españoles delante del televisor como un partido de la Selección Española de fútbol. No cabe duda de que son unos datos estratosféricos en el contexto puramente televisivo, ¿pero qué pasa en el contexto de la propia selección? Pues que el balance no es tan positivo.

Si comparamos las primeras fases de España desde el Mundial de 1994 -donde empezó una racha de 14 participaciones consecutivas en grandes campeonatos-, la de la Eurocopa 2020 se sitúa como la menos seguida en cuota desde la Eurocopa 2008 (53.8%) y la menos vista en espectadores desde la Eurocopa 2000 (6.190.000 espectadores). Pero viendo la serie histórica, no parece que estos datos sean consecuencia de un menor interés en el fútbol, sino en la propia selección.

  • Mundial 1994 (La 1 - Rivales: Corea, Alemania y Bolivia): 74.6% y 9.491.000
  • Eurocopa 1996 (La 1 - Rivales: Bulgaria, Francia y Rumanía): 66.3% y 6.612.000
  • Mundial 1998 (La 1 - Rivales: Nigeria, Paraguay, Bulgaria): 75.5% y 11.153.000
  • Eurocopa 2000 (La 1 - Rivales: Noruega, Eslovenia, Yugoslavia): 61.6% y 6.190.000
  • Mundial 2002 (Antena 3 - Rivales: Eslovenia, Paraguay y Sudáfrica): 72.9% y 7.133.000
  • Eurocopa 2004 (La 1 - Rivales: Rusia, Grecia y Portugal): 63% y 8.052.000
  • Mundial 2006 (Cuatro/laSexta - Rivales: Ucrania, Túnez, Arabia Saudí): 56.3% y 8.030.000
  • Eurocopa 2008 (Cuatro - Rivales: Rusia, Suecia y Grecia): 53.8% y 7.225.000
  • Mundial 2010 (Telecinco - Rivales: Suiza, Honduras y Chile): 69.9% y 11.792.000
  • Eurocopa 2012 (Telecinco - Rivales: Croacia, Irlanda e Italia): 66.9% y 12.567.000
  • Mundial 2014 (Telecinco - Rivales: Países Bajos, Chile y Australia): 61.1% y 9.972.000
  • Eurocopa 2016 (Telecinco - Rivales: República Checa, Turquía y Croacia): 59.1% y 9.781.000
  • Mundial 2018 (Telecinco - Rivales: Portugal, Irán y Marruecos): 69% y 11.147.000
  • Eurocopa 2021 (Telecinco - Rivales: Suecia, Polonia y Eslovaquia): 51.1% y 7.082.000

Cada vez que España ha llegado a un gran campeonato con la ilusión bajo mínimos, sus audiencias se han resentido de manera significativa, y viceversa. En este sentido, no parece casualidad que la primera fase de la Eurocopa 2008 -a la que se llegó con Luis Aragonés sentenciado y la salida de Raúl de la Selección aún muy reciente- se sitúe entre las menos vistas y, en cambio, las del Mundial 2010 y la Eurocopa 2012 ocupen los primeros puestos coincidiendo con el mejor momento de la historia de 'La Roja'.

Tras el batacazo del Mundial 2014 y la Eurocopa 2016, España volvió a dar motivos para la esperanza de la mano de Julen Lopetegui. El vasco finalmente no pudo sentarse en el banquillo como consecuencia de su fichaje por el Real Madrid, pero la ilusión por aquella selección se mantuvo igualmente en las audiencias. Justo lo contrario que ahora, cuando se habla con poco entusiasmo del combinado nacional por la ausencia de jugadores madridistas, la presencia de futbolistas poco conocidos por el gran público, las dudas en el juego y el rechazo que genera Luis Enrique en una parte de la hinchada, entre otros motivos esgrimidos por prensa deportiva y afición.

De ahí que sus audiencias sean inalcanzables para la práctica totalidad de emisiones televisivas de nuestro país, pero menos fuertes que en pasados campeonatos, con su primer partido firmando la peor cuota (48.9%) para un debut de España en un gran torneo.

La audiencia media del resto del campeonato

Evidentemente, para medir el impacto de esta Eurocopa en audiencias hay que ir más allá de los partidos de España. El resto del torneo también es fundamental para valorar el seguimiento que está teniendo el campeonato hasta ahora. Entrando ya en las cifras, los 36 partidos de la primera fase de la Eurocopa 2020 han promediado un 16% de cuota y 1.955.000 espectadores, cifra que se eleva hasta el 18.3% y 2.318.000 seguidores si eliminamos de la ecuación los cinco encuentros emitidos en Be Mad durante la tercera jornada de la fase de grupos, los cuales penalizan sobremanera el promedio final y coinciden con partidos que fueron desplazados a dicho canal al coincidir con otro de mayor relevancia emitido en Telecinco.

En términos estrictamente televisivos, ese 16%/18.3% resulta meritorio si tenemos en cuenta que la cadena más vista de nuestro país, Telecinco, suele terminar cada mes con un promedio de entre el 14% y el 15% de share. Pero como pasa con los partidos de España, estas cifras palidecen dentro de un contexto puramente futbolístico. Por ejemplo, si los comparamos con los de la Eurocopa 2012 y el Mundial 2018, los dos últimos torneos que Mediaset emitió al completo en abierto y en exclusiva y que, por tanto, más se acercan a esta Eurocopa 2020:

  • Eurocopa 2012 (24 partidos de primera fase entre Telecinco y Cuatro): 26.1% y 3.898.000
  • Mundial 2018 (42 partidos de primera fase entre Telecinco y Cuatro): 28.2% y 3.534.000
  • Eurocopa 2021 (31 partidos de primera fase entre Telecinco y Cuatro): 18.3% y 2.318.000

El descenso de público es evidente, como se puede apreciar. Y al igual que en el caso de España había motivos para explicarlo, en lo que respecta al global del torneo también hay varios condicionantes a tener en cuenta. El primero y más evidente, que si nuestra Selección interesa menos que otras ocasiones, eso acaba repercutiendo sobre los demás equipos.

Además, no podemos obviar la pandemia, que ha limitado el acceso de público a los estadios, despojando con ello a los partidos de ese color y ese ambiente que, incluso por televisión, tanto se aprecia desde casa. Y no solo eso, también hay que tener en cuenta que tras tanto confinamiento y tantas limitaciones de movilidad, hay gente que está priorizando viajar o simplemente salir a la calle en detrimento de quedarse en casa viendo el fútbol.

Medir el efecto de estos factores sobre el rendimiento televisivo del torneo es sumamente complicado, pero los datos apuntan a que, por unos motivos u otros, esta Eurocopa está despuntando en audiencias, sí, pero con una fuerza sensiblemente inferior a otros campeonatos.

Otros datos de la primera fase de la Eurocopa 2020

  • Grupo más visto: Grupo E (España, Suecia, Polonia y Eslovaquia), con 29.3% y 3.920.000 de media
  • Grupo más visto sin España: Grupo F (Francia, Portugal, Alemania y Hungría), con 19.6% y 2.328.000 de media
  • Grupo menos visto en espectadores: Grupo B (Dinamarca, Finlandia, Bélgica y Rusia), con 1.277.000 de media
  • Grupo menos visto en cuota: Grupo C (Austria, Países Bajos, Ucrania y Macedonia del Norte), con 10.8% de media
  • Partido más visto en espectadores: España-Suecia, con 7.961.000
  • Partido más visto en cuota: España-Eslovaquia, con 52.8%
  • Partido más visto sin España: Francia-Alemania, con 29.5% y 4.272.000
  • Partido menos visto: Suiza-Turquía, con 0.6% y 61.000 (Be Mad)

* Promedios realizados a partir de datos de Barlovento Comunicación y Kantar Media.

🟢 Si no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, suscríbete a nuestros boletines.

Etiquetas