El pinganillo le hizo pasar apuros

Belén Esteban se queja por tener que presentar 'Sálvame': "Lo paso fatal"

Belén Esteban en 'Sálvame'
Belén Esteban en 'Sálvame'

Los tertulianos de 'Sálvame' se están turnando para presentar la primera parte del programa, una idea con la que Belén Esteban no se siente demasiado cómoda

A Belén Esteban no le gusta presentar Sálvame. Prefiere hacer lo que se le da bien, comentar los temas de la jornada, pero tiembla cada vez que se le pide que mire a cámara y lea los textos con los que se dirige a la audiencia. Los colaboradores del programa suelen ejercer también como presentadores, y 'la Esteban' lo pasa mal cuando tiene que ceñirse al guión.

Este viernes 18 de septiembre, la de Paracuellos dio la bienvenida a los espectadores de Telecinco introduciendo los temas que se iban a abordar en el programa. Por si fuera poco, tuvo que hacerlo mientras aparentemente cocinaba unos chuletones para así imitar al rey emérito Juan Carlos I, del que recientemente ha trascendido una imagen en el que se le ve disfrutando de un día de barbacoa.

Belén se trababa una y otra vez mientras leía a cámara, despertando así las carcajadas de sus compañeros. "Quien tiene boca se equivoca", dijo primeramente para poner orden en plató, aunque de poco le sirvió. La nueva presentadora se quejó por las molestias que le ocasionaba el pinganillo y se perdió constantemente al leer el guión.

Cuando, por fortuna para ella, llegó Jorge Javier Vázquez, Belén dejó de presentar y pasó a comentar los temas del día, pero no sin antes transmitir su queja al director del programa. Creía que su micrófono estaba apagado y se dirigió a él para decirle que no se siente cómoda al presentar porque no se ve capaz de hacerlo. "Tío, no me gusta. Yo no quiero hacer de presentadora. Lo paso fatal. He leído fatal", dijo Belén, que no es la primera vez que asume este rol.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba