Sálvame

Belén Rodríguez envía un mensaje a 'Sálvame' que desata la ira de Kiko Hernández

Kiko Hernández / Belén Rodríguez

Belén Rodríguez se ha pronunciado por primera vez tras agudizarse su enfrentamiento con Kiko Hernández. La tertuliana de Mediaset ha evitado los platós desde que el 4 de noviembre se sometió a la prueba del polígrafo en Viernes Deluxe, en el que se le preguntó si había traicionado a su gran amigo. Este miércoles, Belén Rodríguez ha querido lanzar un mensaje.

Chelo García Cortés se ha ofrecido a la productora de Ana Rosa Quintana para dejar 'Sálvame'

Chelo García Cortés se ha ofrecido a la productora de Ana Rosa Quintana para dejar 'Sálvame'

Lo ha hecho por medio de María Patiño. La presentadora de Sálvame ha recibido el texto en su teléfono móvil y, siguiendo la petición de su compañera, lo ha compartido con todos.

“No estoy viendo nada, pero puedes decir con toda la libertad del mundo que no volveré a mirar a Kiko Hernández a la cara nunca más en la vida. Este es el único y último mensaje que voy a mandar en mi vida”, dice el mensaje.

La reacción del aludido fue inmediata. “Te voy a decir una cosa: no hace falta que me mires a los ojos, hasta voy a poner por contrato no coincidir contigo nunca”.

“Me da mucha pena que te estés quedando sola, desprotegida y que hagas el ridículo”, ha añadido Hernández mirando a cámara. “Lo que más me duele es que tengas que utilizar a una persona y no me lo digas a mí a la cara. No te voy a dar la ocasión de que me mires a los ojos. Si alguna vez me cruzo contigo, no te preocupes que yo me cruzaré de acera”, ha sentenciado.

Instantes después, Patiño ha recibido otro mensaje de Belén Rodríguez. En este caso, dada la gravedad del contenido, ha preferido no leerlo para evitar que la polémica fuera a más. Sin embargo, el texto se ha acabado por conocer, lo cual ha ocasionado una reacción todavía más airada por parte del tertuliano.

“Te vas a cagar. Conoces la versión dulce, pero no la heavy. Ahora vas a tener que llamar no a la Policía sino a los GEOS. ¡Gilipollas! ¡Imbécil!”, ha gritado Kiko al conocer ese otro mensaje que en realidad no se le quería ocultar.

Dada la gravedad de la situación, la presentadora ha intentado tranquilizar a su compañero mientras pedía al realizador del programa que pusiera un vídeo para que los espectadores no pudieran ver este momento de máxima tensión cargado de insultos.

Al acabar el vídeo, las presentadoras se han dirigido al público para condenar lo ocurrido antes: “Vamos a pedir perdón por el tono y las palabras. Pedimos perdón a las personas que se hayan sentido ofendidas porque esas no son maneras”, se ha disculpado Adela González antes de que Kiko entrara en escena.

“Quiero pedir perdón a la audiencia. Me han enseñado otro mensaje y no me he podido controlar. Pio perdón a la persona a la que se lo he dicho y a la audiencia”, ha rematado Hernández a pocos minutos de que concluyera el programa, que una vez más ha dejado en todo lo alto este espinoso tema que seguirán haciéndose bola.

Etiquetas
stats