Crónica de la gala final

“¡Buenas noches, señora!”, 'Secret Story' alzó a Rafa como ganador de su primera edición de anónimos

Paula Hergar

“Solo se me ocurre una palabra para resumir todo lo que hemos vivido: gracias” arrancaba diciendo Carlos Sobera en la final de la primera edición de anónimos de Secret Story. Una entrega que empezaba con Adrián Tello, Marta Jurado y Rafa Martínez como finalistas, tras 84 días de convivencia en la casa de los secretos.

La final de 'Secret Story' confirmó los episodios violentos que el reality no quiso mostrar

Saber más

Pero solo uno de ellos se llevó el maletín: Rafa. El frutero, fontanero y creativo que llegó al reality confesando que había falsificado su curriculum para encontrar trabajo y que no soportaba las canciones de Bertín Osborne, se alzaba con más del 70% de los votos y se llevaba los 150.000 euros.

Todo ello en una noche en la que el profesor quedó en tercer lugar y la teniente de alcalde en segundo. Que recibieron un mensaje de Luca Onestini - ganador de la edición anterior- y que acabó con el “a tomar por culo” típico de Rafa, pero esta vez en boca de Sobera para despedir la edición.

Aunque esta no fue la última entrega del reality :“El próximo martes resolveremos las cuentas pendientes de los finalistas en una gala especial”, subrayó el presentador.

Rafa arrasa en votos frente a Marta

A la 1:40 de la noche, el reality mostraba los porcentajes ciegos de los votos: 76,1% frente al 23,9%, con la clara victoria de uno de los dos. No tardó demasiado, Sobera, en resolver el misterio:

“¡El público ha decidido con sus votos que el ganador o ganadora sea Rafa!” exclamaba, y todos sus compañeros se lanzaban a auparle. Él abrazaba a Carmen sin parar y sin que el presentador pudiera separarles para darle el maletín. Finalmente, de un tirón, Sobera se lo llevaba y le hacía entrega del premio.

Me siento muy bien, gracias a todos los que se lo han pasado bien con nosotros, han llorado y reído, ellos son los que hacen el programa realmente”, aseguraba el fontanero, que corría otra vez a celebrarlo junto a su enamorada, mientras sonaba el Chasing cars de Snow Patrol, lejos del 'Buenas noches, señora' de Bertín que le había acompañado durante todo su concurso.

El público escoge a Adrián como tercer finalista

Una hora y media después del arranque de la gran final, Carlos Sobera eliminaba a uno de los tres: “El público ha decidido que el concursante menos votado, y que por tanto se convierte en el tercer finalista, sea Adrián”. Marta corrió a abrazarle y Rafa le daba la mano.

Al preguntarle cómo se encontraba, el profesor respondía: “Estoy bien, entraba en mis planes. Estoy agradecido de llegar hasta aquí que es dificilísimo, y gracias a todas las personas que me han permitido llegar hasta aquí”.

Marta sí se mostraba más sorprendida: “Siempre he dicho que para mí de los tres quería que ganara Adrián, pero me reconforta que nos separamos esta noche aquí pero nos encontramos dentro de nada”. A lo que el expulsado también transmitía: “Ya dije en su día que veía a Marta más finalista que yo, así que ojalá que lo consiga”. Se besaban, decían “te quiero” y él se marchaba de la casa.

Al llegar a plató, Adrián hizo autocrítica: “Al dudar de mí quizá tenía la cabeza más fuera que dentro a veces y eso pudo pasarme factura”. También reflexionó sobre lo que había supuesto David para él: “Colchero ha sido lo más grande, me hacía desconectar de todo, ha sido un hermano y espero que fuera lo sigamos siendo”, respondió.

Rafa aclara sus sentimientos entre Carmen y Laila

Marta y Rafa llegaron a plató minutos después para reencontrarse con amigos, familiares y ex compañeros. De las pocas que no se levantaron a saludar a Rafa fue Alatzne, que le saludó de lejos. Y una vez sentados en la mesa, se les unió Adrián.

El primer vídeo hizo reflexionar a Rafa sobre la mala relación que mantuvieron dos de sus grandes apoyos: Carmen y Laila. Ellas continuaron con sus versiones de que una provocaba a la otra, si existían celos y si él había admitido quién era la más guapa. En mitad de las dos, Rafa confesó que para él “la más guapa” era Carmen y que era real que Laila la buscaba para hacerle enfadar y después cotillear.

Marta y Adrián reflexionan sobre su paso por el reality

Seguidamente, las imágenes tuvieron como protagnista a Nissy y unas discusiones que hicieron estallar a Adrián y Marta. La pareja explicó que ella había conseguido sacar lo peor de ellos. “Me frustraba dirigirme a ella y que ni me escuchara. Las cosas se arreglan hablando y ella no me dejaba, yo cortocircuitaba y me venía abajo”, aseguró Marta.

Por su parte, Adrián señaló que siempre le tocaba a alguno tener bronca con ella. A lo que Nissy respondió que le habían hecho “la vida imposible entre cuatro personas contra ella”. Además de llamarles “falsos e hipócritas”.

Para más leña al fuego, Rafa opinó que “aunque a él también le puso la cabeza como un bombo, no le hizo falta ponerse en actitud agresiva como Adrián ni pedir un psicólogo” por Nissy. Palabras que el público aplaudió y la melliza agradeció.

En cuanto a la relación que nació entre Marta y Adrián, él sentenció: “Le duela a quien le duela esto ha sido real. Acaba la casa pero la vida sigue”. A lo que ella añadió: “Ahora no tengo duda de que me quiera”, dijo para despejar cualquier duda.

“Solo se me ocurre una palabra para resumir todo lo que hemos vivido: gracias” arrancaba diciendo Carlos Sobera en la final de la primera edición de anónimos de Secret Story. Una entrega que empezaba con Adrián Tello, Marta Jurado y Rafa Martínez como finalistas, tras 84 días de convivencia en la casa de los secretos.

La final de 'Secret Story' confirmó los episodios violentos que el reality no quiso mostrar

Saber más

Pero solo uno de ellos se llevó el maletín: Rafa. El frutero, fontanero y creativo que llegó al reality confesando que había falsificado su curriculum para encontrar trabajo y que no soportaba las canciones de Bertín Osborne, se alzaba con más del 70% de los votos y se llevaba los 150.000 euros.

Todo ello en una noche en la que el profesor quedó en tercer lugar y la teniente de alcalde en segundo. Que recibieron un mensaje de Luca Onestini - ganador de la edición anterior- y que acabó con el “a tomar por culo” típico de Rafa, pero esta vez en boca de Sobera para despedir la edición.

Aunque esta no fue la última entrega del reality :“El próximo martes resolveremos las cuentas pendientes de los finalistas en una gala especial”, subrayó el presentador.

Rafa arrasa en votos frente a Marta

A la 1:40 de la noche, el reality mostraba los porcentajes ciegos de los votos: 76,1% frente al 23,9%, con la clara victoria de uno de los dos. No tardó demasiado, Sobera, en resolver el misterio:

“¡El público ha decidido con sus votos que el ganador o ganadora sea Rafa!” exclamaba, y todos sus compañeros se lanzaban a auparle. Él abrazaba a Carmen sin parar y sin que el presentador pudiera separarles para darle el maletín. Finalmente, de un tirón, Sobera se lo llevaba y le hacía entrega del premio.

Me siento muy bien, gracias a todos los que se lo han pasado bien con nosotros, han llorado y reído, ellos son los que hacen el programa realmente”, aseguraba el fontanero, que corría otra vez a celebrarlo junto a su enamorada, mientras sonaba el Chasing cars de Snow Patrol, lejos del 'Buenas noches, señora' de Bertín que le había acompañado durante todo su concurso.

El público escoge a Adrián como tercer finalista

Una hora y media después del arranque de la gran final, Carlos Sobera eliminaba a uno de los tres: “El público ha decidido que el concursante menos votado, y que por tanto se convierte en el tercer finalista, sea Adrián”. Marta corrió a abrazarle y Rafa le daba la mano.

Al preguntarle cómo se encontraba, el profesor respondía: “Estoy bien, entraba en mis planes. Estoy agradecido de llegar hasta aquí que es dificilísimo, y gracias a todas las personas que me han permitido llegar hasta aquí”.

Marta sí se mostraba más sorprendida: “Siempre he dicho que para mí de los tres quería que ganara Adrián, pero me reconforta que nos separamos esta noche aquí pero nos encontramos dentro de nada”. A lo que el expulsado también transmitía: “Ya dije en su día que veía a Marta más finalista que yo, así que ojalá que lo consiga”. Se besaban, decían “te quiero” y él se marchaba de la casa.

Al llegar a plató, Adrián hizo autocrítica: “Al dudar de mí quizá tenía la cabeza más fuera que dentro a veces y eso pudo pasarme factura”. También reflexionó sobre lo que había supuesto David para él: “Colchero ha sido lo más grande, me hacía desconectar de todo, ha sido un hermano y espero que fuera lo sigamos siendo”, respondió.

Rafa aclara sus sentimientos entre Carmen y Laila

Marta y Rafa llegaron a plató minutos después para reencontrarse con amigos, familiares y ex compañeros. De las pocas que no se levantaron a saludar a Rafa fue Alatzne, que le saludó de lejos. Y una vez sentados en la mesa, se les unió Adrián.

El primer vídeo hizo reflexionar a Rafa sobre la mala relación que mantuvieron dos de sus grandes apoyos: Carmen y Laila. Ellas continuaron con sus versiones de que una provocaba a la otra, si existían celos y si él había admitido quién era la más guapa. En mitad de las dos, Rafa confesó que para él “la más guapa” era Carmen y que era real que Laila la buscaba para hacerle enfadar y después cotillear.

Marta y Adrián reflexionan sobre su paso por el reality

Seguidamente, las imágenes tuvieron como protagnista a Nissy y unas discusiones que hicieron estallar a Adrián y Marta. La pareja explicó que ella había conseguido sacar lo peor de ellos. “Me frustraba dirigirme a ella y que ni me escuchara. Las cosas se arreglan hablando y ella no me dejaba, yo cortocircuitaba y me venía abajo”, aseguró Marta.

Por su parte, Adrián señaló que siempre le tocaba a alguno tener bronca con ella. A lo que Nissy respondió que le habían hecho “la vida imposible entre cuatro personas contra ella”. Además de llamarles “falsos e hipócritas”.

Para más leña al fuego, Rafa opinó que “aunque a él también le puso la cabeza como un bombo, no le hizo falta ponerse en actitud agresiva como Adrián ni pedir un psicólogo” por Nissy. Palabras que el público aplaudió y la melliza agradeció.

En cuanto a la relación que nació entre Marta y Adrián, él sentenció: “Le duela a quien le duela esto ha sido real. Acaba la casa pero la vida sigue”. A lo que ella añadió: “Ahora no tengo duda de que me quiera”, dijo para despejar cualquier duda.

“Solo se me ocurre una palabra para resumir todo lo que hemos vivido: gracias” arrancaba diciendo Carlos Sobera en la final de la primera edición de anónimos de Secret Story. Una entrega que empezaba con Adrián Tello, Marta Jurado y Rafa Martínez como finalistas, tras 84 días de convivencia en la casa de los secretos.

La final de 'Secret Story' confirmó los episodios violentos que el reality no quiso mostrar

Saber más

Pero solo uno de ellos se llevó el maletín: Rafa. El frutero, fontanero y creativo que llegó al reality confesando que había falsificado su curriculum para encontrar trabajo y que no soportaba las canciones de Bertín Osborne, se alzaba con más del 70% de los votos y se llevaba los 150.000 euros.