Cayetana Guillén Cuervo pidió perdón tras su reproche a una niña que la hizo llorar

Cayetana Guillén Cuervo y Olivia hicieron las paces en 'MasterChef Navidad'

La 1 de TVE estrenó este jueves MasterChef Navidad, nueva versión del talent culinario en el que nueve famosos con pasado en el programa compiten por ser el mejor con la ayuda de otros tantos concursantes de las ediciones Junior. Una mezcla entre generaciones que dejó toda clase de momentos en la primera entrega, incluido uno marcado por la tensión. En concreto, el protagonizado por Cayetana Guillén Cuervo y la joven Olivia, que acabaron entre lágrimas tras una prueba de exteriores a flor de piel.

Así fue la visita de Ayuso a 'MasterChef Navidad': "En mi casa cocina el bar de abajo"

Así fue la visita de Ayuso a 'MasterChef Navidad': "En mi casa cocina el bar de abajo"

En un momento dado del reto, los jueces se llevaron a un lado a los juniors de uno y otro equipo para que decidieran qué 'celebrity' del equipo rojo y qué 'celebrity' del equipo azul merecía el delantal negro. O lo que es lo mismo, una plaza directa en la prueba de eliminación. “Es muy difícil, yo creo que lo han hecho todos muy bien”, dijo Carla, de los rojos, dejando claro que ni podía ni quería elegir. Olivia, en cambio, lo tuvo claro. “Yo creo que Cayetana”, afirmó tajantemente y siendo fiel a lo que ya había manifestado a Pepe Rodríguez: que Cayetana Guillén Cuervo no paraba de hablar con José Corbacho. Algo que la actriz defendió diciendo que el humorista era el capitán. “Hablas mientras hablan los jueces”, apuntó Olivia.

Así las cosas, el delantal negro fue para Cayetana. Y claro, no le hizo ni pizca gracia. “Pero si me he dejado la piel, chicos (...) No he parado de currar, así que realmente no sé cuál es la actitud”, lamentó afectada la intérprete, que se encontró con el rápido consuelo de sus compañeros. Los adultos, con Corbacho a la cabeza, intentaron autonominarse para la prueba de eliminación. Y los niños se acercaron a ella para darle besos y abrazos. Pero Cayetana no estaba para ninguna de esas cosas. “Habéis decidido que vaya yo, pues vale. Pero no me doréis la píldora, porque duele”, señaló en este sentido, añadiendo tras la prueba que se sentía decepcionada por que no se reconociera su esfuerzo.

La propia Olivia fue de las que se acercó a abrazarla, pero la respuesta de Cayetana Guillén Cuervo no fue la que ella esperaba. “Amor, déjalo. Tenéis que decidir vosotros lo que decidís. Si lo asumís y lo decidís, pues apechugáis con ello. De todas formas, tú me tienes una manía que ya me explicarás luego por qué. Manía, manía. Mogollón de manía. Porque antes le has dicho a no sé quién que estaba venga a hablar, venga a hablar. Cuando quieras me lo explicas. Me lo dices, porque antes has ido y le has dicho a no sé quién que yo estaba todo el rato hablando y eso no es verdad”.

Olivia y Cayetana acabaron llorando tras su choque

“Manía no te tengo ninguna”, se defendió Olivia, que acabó entre lágrimas. “Es una de mis favoritas y encima dice que le tengo manía porque he dicho que habla”, se desahogó con una de sus compañeras. Varios de los concursantes adultos fueron a consolarla. Incluso avisaron a la propia Cayetana para que fuera a arreglar esta situación. Así, y tras ver a Olivia llorando, la actriz se fundió en un abrazo con ella. “No llores. Pero es que como antes has dicho que si estaba hablando, y luego lo del delantal negro, pues digo ”algo le he hecho yo“”.

“Se ha echado a llorar y casi me muero, porque no he sido consciente (...) Le he dicho que creo que me tiene manía, y ha sido una cosa un poco de cría por mi parte. Si ha sido así, pido disculpas”, comentó después Cayetana visiblemente afectada por lo ocurrido. Más adelante, la actriz reconoció entre lágrimas que se toma las cosas muy a pecho y que no lo puede evitar. Y aprovechó para disculparse de nuevo con la joven: “Le pido disculpas a Olivia, ha sido un poco mi vehemencia”.

Etiquetas
stats