Durante el Pleno de Investidura en la Asamblea de Madrid

Cerrar Telemadrid, una de las condiciones de Vox para apoyar la investidura de Ayuso

Rocío Monasterio, en una sesión en la Asamblea de Madrid

Redacción

La portavoz de Vox en la Asamblea de Madrid, Rocío Monasterio, ha anunciado que votarán este viernes a favor de la investidura de la presidenta en funciones y candidata a la Presidencia, Isabel Díaz Ayuso, pero ha avisado que exigirán derogar las leyes LGTBI vigentes en la Comunidad de Madrid y cerrar Telemadrid para sostener ese apoyo.

Ayuso acuerda con Telemadrid su financiación tras meses de desencuentros mientras planea un relevo de la dirección

Ayuso acuerda con Telemadrid su financiación tras meses de desencuentros mientras planea un relevo de la dirección

"Dijimos en campaña que impediríamos que entrara la izquierda, dijimos también que no seríamos un obstáculo para investir con nuestros votos a la señora Díaz Ayuso y vamos a cumplir. El sentido de nuestro voto será a favor, no será una abstención. Votaremos a favor de su investidura para que comiencen a trabajar cuanto antes porque se ha perdido un tiempo valiosísimo", ha manifestado durante su intervención en la segunda sesión del Pleno de investidura, en la Asamblea de Madrid, y ha recogido Europa Press.

La representante de la ultraderecha ha hecho hincapié en que están abiertos a colaborar con el PP siempre y cuando respeten a sus votantes y su programa. En ese sentido, la desaparición de la Radio Televisión Madrid ha sido un punto defendido con ahínco en los últimos tiempos.

"¿Por qué tenemos que pagar a quienes insultan a diario en TV?"

Monasterio ha insistido en que desde Vox quieren que se reduzca aún más el gasto público, después de que la presidenta en funciones acordara con ellos la reducción de diputados en la Asamblea de Madrid, un primer proyecto de cara a la nueva legislatura que dependerá no obstante de los votos de la izquierda. Su apuesta es cerrar Telemadrid porque "ni es un servicio público, ni necesario para los madrileños sino un pozo sin fondo que consume decenas de millones de euros cada años, 74 millones de euros anuales".

"¿Por qué los madrileños tenemos que pagar de nuestro bolsillo a quienes insultan a diario en televisión? Y si no se puede cerrar de forma inmediata habrá que reducir drásticamente su coste", ha espetado.

Son palabras muy similares a las que ya pronunció, por ejemplo, en enero de 2020, cuando acusó a la corporación autonómica de no ser neutral ideológicamente: "Creo que lo mejor para Telemadrid es subastarlo, manteniendo el empleo y los puestos de trabajo, y esos 80 millones dedicarlos a Educación o adaptar las universidades al mercado de trabajo. Esto es lo que me interesa y no tanto Telemadrid, pero esto solo se atreve a decirlo Vox", dijo entonces.

Ayuso ha excluido a RTVM de la realización del acto de su investidura

Sus palabras llegan en un momento en que se ha vuelto a evidenciar la distancia entre Díaz Ayuso y la cadena pública, a la que ha excluido para la producción y realización de la señal del acto de su toma de posesión, una tarea que Telemadrid ha llevado a cabo desde que fue fundada. Se repetirá la situación de hace poco más de un mes, cuando la mandataria ya descartó que el medio regional público se encargara de los actos del Día de la Comunidad de Madrid del 2 de mayo.

No hay que olvidar que la propia Ayuso ya dijo en su día que Telemadrid "ya no es un servicio público esencial" y advirtió de que iba a vigilar para que cumpliese sus cuentas a rajatabla. Ya en 2020, la política se quejó públicamente por ser "la única presidenta que tiene una televisión que le es crítica".

A finales de mayo, el desencuentro pareció llegar a su fin después de que autorizase la firma del nuevo contrato programa, que aseguraba la viabilidad de la empresa hasta 2023, y que marcaba un presupuesto de 74,8 millones para el año 2021, la misma aportación de 2020 (ejercicio que se cerró con equilibrio presupuestario pese al ahogo impuesto por la presidenta). No obstante, tan solo un día antes, trascendió la intención de Ayuso de modificar la ley de la RTVM para destituir a José Pablo López, el actual director general de la entidad de radiodifusión, y designar una nueva dirección. Esta era una de las cuestiones que iba a negociar con Vox de cara al acuerdo de su investidura.

🟢 Si no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, suscríbete a nuestros boletines.

Etiquetas