Vídeos

'El Objetivo' inició etapa hablando de salud mental con Pastora Soler y se abrió a la subjetividad con Bob Pop

Bob Pop y Ana Pastor en 'El Objetivo'

Redacción

laSexta inició este miércoles la nueva y renovada etapa de El Objetivo, liderada por Ana Pastor. El programa estrenó plató y contó con Andrea Levy e Iñigo Errejón como 'padrinos'. Además, incluyó el debut de Bob Pop como colaborador, en una sección muy parecida a la que desarrollaba antes en Late Motiv. En la entrega se debatió sobre actualidad y la evolución de España en las últimas décadas; y se habló sobre salud mental en otra nueva sección, Mañana puedes ser tú, con Pastora Soler como primera protagonista.

Ana Pastor abre la nueva etapa de 'El Objetivo' en laSexta: "Todavía no he tenido a Ayuso, y me encantaría"

Ana Pastor abre la nueva etapa de 'El Objetivo' en laSexta: "Todavía no he tenido a Ayuso, y me encantaría"

"Diría que realmente fuiste la primera que le puso palabras a algo que mucha gente podía estar viviendo", le reconoció la periodista a la cantante, "todo el mundo recuerda aquella imagen tuya en un concierto en Sevilla, donde sufriste un desmayo. Has comentado que el desmayo es una de las cosas que te pasó, probablemente la que más vio la gente, pero solo fue el primer aviso'".

"El día de antes me levanté con medio gripe", recordó la artista, "eso me generó un estrés...". "A raíz de eso empieza el problema de verdad. Quizás lo que debí de hacer fue parar y decir 'no estoy bien', pero por demostrarte a ti misma y seguir exigiéndote dije 'no, sigo'". Y así continuó hasta el final de la gira. "Se me olvidaban las letras de las canciones, me distraía", reveló, "era todo un sufrimiento". "Seguí así hasta que en noviembre en un concierto en Málaga se me quebró la voz, que era el temor más grande que había tenido en mi vida. Ahí sí que me fui del escenario y fue el decir ya, no puedo más", contó.

"El día siguiente fue el peor de mi vida, horrible. Escribí un comunicado. Mi hermano, que era en ese momento era mi manager me preguntó '¿pero qué has hecho?'", compartió, "había empezado a recibir terapia pero en casa, por eso de que mis padres y mi marido no lo pasaran mal, intentaba seguir para adelante. Cuando escribí el comunicado fue el principio de sentirme bien".

"No fue fácil", señaló Soler, que al mismo tiempo valoró que lo que le ocurrió es extrapolable a cualquier trabajo. "Soy afortunada por haber podido parar", valoró, "hay otra gente que no tiene esa suerte y tiene que seguir acudiendo a su puesto de trabajo todos los días". Como conclusión, lanzó un consejo para aquellas personas que puedan pasar por lo mismo que ella: "No engañarnos a nosotros mismos ni mirar hacia otro lado. Plantarle cara al problema, compartirlo con tu entorno y recibir ayuda profesional".

Bob Pop estrenó sección con 'El subjetivo'

Bob Pop, por su parte, se estrenó como colaborador "trasladando" su sección de Late Motiv a El Objetivo, con el título El subjetivo. En ella, comentó la actualidad de forma personal y metafórica. El resultado fue una conversación con Pastor similar a las que mantenía con Buenafuente.

"Llevo mucho tiempo revuelto por el caso del chaval al que partieron labio y rajaron 'maricón' en una nalga, que luego descubrimos que no habían sido ni ocho encapuchados en un portal de Malasaña y que la denuncia era falsa", comentó nada más sentarse.

"Estoy muy tocado", insistió. "No me arrepiento de haber reaccionado con ese horror ante lo que pasó", reconoció, "me parece la única posibilidad. Una opción mucho mejor que ser descreído, poner en cuarentena todo lo que diga una víctima". "Si tengo que elegir entre ser un ingenuo o un cínico, me quedo con ser un ingenio", defendió.

"A partir de eso hubo bastante gente que, muy enfadada, asumió que de todo esto tenía la culpa el 'yo sí te creo'", sostuvo, "mi tesis es que el 'yo sí te creo' tiene un doble filo del que sus detractores no hablan, porque se refiere a creer a la víctima, pero también a crear a la víctima". "Es un 'de acuerdo, confío en tu palabra, sé que estás denunciando algo que ha sucedido y estoy contigo'. Pero al tiempo es que esto que dices que ha sucedido, lo uso para crear una imagen, un icono, una especie de símbolo de cosas que están sucediendo constantemente", describió.

Más adelante reflexionó: "Una víctima ya tiene bastante, para que encima la usemos, la expongamos y la dejemos a merced de aquellos que quieren destruirnos y nos odian".

🟢 Si no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, suscríbete a nuestros boletines.

Etiquetas
stats