Apoyando la postura del Gobierno Británico

Helena Bonham Carter apoya que Netflix deba advertir que 'The Crown' es ficción: "Es una responsabilidad"

Helena Bonham Carter en 'The Crown'

Europa Press / Redacción

La polémica sobre las tramas de la cuarta temporada de The Crown continúa. Después de que el Gobierno británico haya exigido a Netflix que aclarase que la serie creada por Peter Morgan es ficción, ahora un miembro del reparto se suma a la petición. Helena Bonham Carter considera que es una "responsabilidad" decirle al público que lo que ve "no es un documental".

El hermano de Lady Di también ataca a 'The Crown': "Hay muchas conjeturas y mucha invención"

El hermano de Lady Di también ataca a 'The Crown': "Hay muchas conjeturas y mucha invención"

Ha sido en el episodio del podcast del pasado lunes de The Crown: The Official Podcast, en el que la actriz británica, quien interpretó a la princesa Margarita en las dos últimas tandas, habló sobre la controversia generada en torno a la última. Aunque el retrato del férreo gobierno de la conservadora Margaret Thatcher ha levantado recelos, es, sobre todo, la relación conyugal de Carlos de Inglaterra y Diana de Gales la que ha despertado mayores críticas. Primero fueron comentarios del círculo íntimo del heredero a la Corona, pero han sido las exigencias del secretario de Cultura del Gobierno de Boris Johnson los que han llevado la polémica a otro nivel.

"Es una dramatización", declaró Bonham Carter, sumándose a las peticiones para que la plataforma incluya una advertencia al inicio de cada episodio en el que se recuerda al público que lo que se ve es una serie de ficción. "Lo siento con mucha fuerza, porque creo que tenemos la responsabilidad de decir: 'Esperen, chicos, esto no es un documental, estamos haciendo una ficción'. Son dos géneros completamente diferentes", agregó la intérprete, comentando que "el auténtico documental" de The Crown es el proceso de investigación sobre la familia real británica que hace Peter Morgan antes de cada temporada. "Es increíble", manifestó.

Presiones del gobierno británico a Netflix

Las presiones a Netflix comenzaron tras la sonora queja del príncipe Carlos por el retrato que la serie hace de su relación con la difunta Lady Di. "Es bastante siniestro la forma en que Morgan claramente está usando entretenimiento ligero para impulsar de forma abierta la agenda republicana y la gente simplemente no lo ve. Están siendo manipulados", denunciaron desde el entorno del hijo de Isabel II del Reino Unido.

 360

La petición se tornó en exigencia este pasado lunes 30 de noviembre, cuando Oliver Dowden, secretario de Cultura del Gobierno de Johnson, solicitó formalmente a Netflix que se incluya al inicio de cada capítulo una advertencia que especifique que, a pesar de estar inspirada en hechos reales, es una obra de ficción para evitar así confundir al público más joven.

Oficialmente, según consta en los créditos finales de la serie creada por Peter Morgan, la ficción está inspirada en la obra de teatro The Audience, centrada en las reuniones entre la jefa del Estado británico y sus primeros ministros, y no en la vida real de la familia real. El servicio en streaming tiene la opción de introducir la advertencia al inicio de los episodios o, bien, incluir dicho comentario en los créditos finales, como sucede en otras producciones basadas en hechos reales.

Etiquetas
stats