Declaraciones

Inés Hernand habla por primera vez de su dura infancia: “No tengo relación con mis padres desde hace seis o siete años”

Inés Hernand en su visita a la redacción de elDiario

Si por algo se caracteriza Inés Hernand es por expresarse con naturalidad, y sin filtros, sobre asuntos y problemáticas importantes. Lo que no es tan habitual en la cómica y presentadora del Benidorm Fest es que hable sobre cuestiones personales y familiares como las que ha compartido públicamente en una entrevista reciente.

RTVE estrena 'Gen Erasmus', un programa sobre las problemáticas juveniles en Europa con Inés Hernand

RTVE estrena 'Gen Erasmus', un programa sobre las problemáticas juveniles en Europa con Inés Hernand

La también influencer y conductora de Gen Playz en RTVE ha charlado con el periodista David Andújar sobre aspectos desconocidos de su vida que le han marcado desde su niñez. “No tengo relación con mis padres desde hace seis o siete años”, ha revelado en el espacio Sin filtros, donde aborda con sinceridad una situación complicada, y que no se suele visibilizar.

Preguntada por su infancia, Inés asegura que la recuerda “un poco solitaria”, si bien siempre ha tenido la figura de su abuela o de la persona que ayudaba en casa. Parte de esa soledad se debe a que hasta los seis años no estuvo escolarizada, y que su etapa académica se caracterizó por la inestabilidad: “No he ido ni a guardería ni a preescolar porque entonces no era obligatorio, y entre los 6 y los 12 me cambiaron cuatro veces de colegio”.

“En mi casa estaba ausente la comunicación y creo que con esto se puede sentir reflejada parte de nuestra generación”, expresa la presentadora, que recuerda cómo desde edad muy temprana tuvo que aprender a ser independiente por la figura ausente de sus progenitores. “Veían a una niña más o menos solvente y decían 'mira, llega sola al microondas, que se caliente la leche'”.

Sobre esa etapa de su vida, admite que “no me he pegado un verano con mis padres desde los seis años, y en Navidades se iban ellos y me dejaban sola desde los 14”. “Llegar al instituto en enero y tener que decir que has pasado las Navidades en casa de mi amigo Álex, evidentemente era raro y me llevaba a mentir por querer tener lo que normativamente se impone”.

“Si la vida nos vuelve a cruzar, será para lo estrictamente necesario”

Su ruptura definitiva con sus padres, dice, “fue a consecuencia de líos que han hecho ellos que me parecían absolutamente inmorales, y por los que dije que no quería tener una relación con esas personas”. Desde entonces, y a pesar de que ella ha adquirido notoriedad pública por su influencia en redes sociales y por sus apariciones en televisión, afirma que no se han vuelto a poner en contacto.

“¿Lo sabrán? Nunca se sabe. Siempre han estado alejados y no tienen WhatsApp, a lo mejor viven un poco ajenos a mi situación... Tampoco soy Anne Igartiburu estando todos los domingos en La 1”, afirma, al tiempo que agradece que “han sabido respetar mi silencio en ese sentido y no quieren remover”.

Cuestionada por cómo le ha afectado todo esto a la persona que es hoy, revela que “desde hace un par de años voy a terapia, cuando he podido no hablar desde la rabia sino desde el perdón, los acontecimientos y la serenidad”. “El rencor y el odio te convierte en una persona intoxicada y tóxica”, reflexiona, mientras a sus padres les desea “que tengan la suerte que se merecen”. “Si en algún momento la vida nos vuelve a cruzar será para lo estrictamente necesario”, sentencia.

Etiquetas
stats