Cuatro meses después

El juicio a 'Gran Hermano' por el presunto abuso sexual a Carlota Prado tiene nueva fecha

Carlota Prado, días después de los hechos

El juicio por los presuntos abusos sexuales en Gran Hermano estaba previsto que arrancara el pasado 8 de febrero. Sin embargo, fue suspendido después de que la denunciante Carlota Prado no se presentara alegando “problemas psiquiátricos”. Meses después, la vista vuelve a tener fecha y se celebrará finalmente los próximos días 3 y 8 de noviembre. Según avanza Bluper, la decisión ha sido tomada después de que la víctima “se haya sometido en las últimas semanas a dos pruebas médicas para determinar si está o no en condiciones de declarar”.

La jueza suspende el juicio por abusos sexuales en 'Gran Hermano' tras la petición de los abogados de Carlota Prado

La jueza suspende el juicio por abusos sexuales en 'Gran Hermano' tras la petición de los abogados de Carlota Prado

Por su parte, la defensa de José María López, acusado de abusar sexualmente de su compañera Prado durante su participación en el reality de Telecinco GH Revolution en 2017, solicitó continuar con la vista oral. No obstante, la jueza del Juzgado de lo Penal nº18 de Madrid ordenó que el equipo forense examinara a la joven para ver si estaba en condiciones de acudir al juicio en una fecha futura.

Bluper apunta que el proceso podría alargarse más todavía, ya que el abogado de la exconcursante, Santiago María Serano, como ya declaró en febrero, considera que “se está juzgando un abuso sexual sin penetración por un error de procedimiento en la instrucción”. El letrado insistió en que “hay indicios serios, por las imágenes grabadas, de que hay penetración”. En caso de terminar considerándose nulo el proceso, éste pasaría a ser juzgado por la Audiencia Provincial de Madrid.

De cambiar la instrucción, la pena para José María López se elevaría entre 4 y 10 años de cárcel, en vez de los dos años y medio que pide la Fiscalía actualmente. Del mismo modo, habría que revisar la indemnización, que asumiría la productora Zeppelin como responsable subsidiaria en caso del acusado se declarase insolvente. A su vez, inhibiría el Juzgado de lo Penal, que no tiene competencia para juzgar este tipo de casos. De ahí a que el proceso judicial corra el peligro de dilatarse mucho más, pudiendo llegar incluso a retratarse años.

Etiquetas
stats