Análisis

laSexta, más allá de la actualidad: así le han ido sus programas de entretenimiento en prime time

laSexta, más allá de la actualidad: así le han ido sus programas de entretenimiento en prime time

Prácticamente desde su nacimiento, laSexta apostó por convertirse en la cadena por excelencia de la información. Y desde hace años, se ha ganado la confianza de la audiencia en coberturas políticas destacadas y ha acabado colgándose la etiqueta de "servicio público" en más de una ocasión por su dedicación total a la actualidad. No obstante, el entretenimiento también quiere agrandar su hueco en la parrilla con el estreno, este martes, de Divididos.

Presentado por Luján Argüelles, este nuevo concurso llega a laSexta como una apuesta diferente a lo que se puede encontrar actualmente en la oferta del canal y también como una rareza en su historia reciente, donde no encontramos ni un solo formato parecido en el horario estelar.

Mientras su cadena hermana Antena 3 sí se ha distinguido históricamente como un canal de concursos, los intentos de laSexta por encontrar un show de éxito han ido por otros derroteros: desde el reality y el talent, con La isla y Tú sí que sí como últimos formatos fallidos, hasta el docu-reality, donde sí ha conseguido asentar Pesadilla en la cocina y El jefe infiltrado.

A continuación, analizamos cómo le ha ido a la cadena de Atresmedia cuando se ha salido del camino de la actualidad y ha apostado por el entretenimiento en prime time, y valoramos qué ofrece el nuevo Divididos en su llegada a la noche del martes.

Lo han intentado con el género reality

Aunque la casa de los realities es sin duda Telecinco, laSexta también ha intentado asentar su oferta de entretenimiento con la emisión de varios formatos de telerrealidad en los últimos años.

El más recordado y exitoso es Pekín Express, que pasó de Antena 3 a laSexta en su última edición celebrada hasta la fecha. Presentado por Cristina Pedroche en su etapa en Atresmedia, el reality aventurero firmó un 7.8% de cuota media y 1.290.000 espectadores en el prime time del canal verde, allá por 2016. Sus datos fueron insuficientes para que sus responsables apostaran por irse de nuevo de ruta, pero a día de hoy parecen más positivos si tenemos en cuenta los registros de otras apuestas.

Antes de los mochileros fue el tiempo de los ninis en Generación Ni-Ni, un reality en el que ocho jóvenes se encerraban en una casa para aprender valores. La historia del formato, estrenado en 2010, no solo quedó marcada por sus bajas audiencias (del 6.1% que firmó en su estreno al 4.4%, con menos de 800.000 espectadores que marcó al final), sino también por la simulación de una agresión sexual ocurrida dentro del programa.

Algo mejor le fue a laSexta con A mi manera, un reality musical que se emitió en prime time entre febrero y marzo de 2016. En él, siete estrellas de la música (Marta Sánchez, Mikel Erentxun, Sole Giménez, David DeMaría, Antonio Carmona, Nacho García Vega y Manolo Tena) convivían una semana para rendir homenaje a compañeros de profesión. Más de 1,1 millones de espectadores (6,1% de share) se interesaron por ellos en sus siete entregas.

El último reality que ha visto la luz en laSexta, hasta hoy, es La isla. Su primera edición, emitida en 2017 con Pedro García Aguado al frente, registró un buen promedio dentro de los datos de la cadena: un 7.4% y 1.228.000 espectadores. Unas audiencias a las que no pudo acercarse en su segunda temporada, que vio la luz tres años después con un insuficiente 4% de cuota media y 459.000 seguidores.

Lo suyo no son los talent shows

Tampoco han conseguido el aprobado los intentos de laSexta por dar con un talent show competitivo. El primero fue Eso lo hago yo, la versión española de I Can Do It que emitió la cadena de Atresmedia en prime time en 2016. El formato, presentado por Carlos Sobera, promedió un 4.7% y 563.000 espectadores de media en sus cuatro únicos episodios y nunca más volvió.

Tampoco repitió tras su primera edición Tú sí que sí, la renovación del exitoso Tú sí que vales con Rafa Méndez, Silvia Abril y Soraya Arnelas como jueces y Cristina Pedroche como presentadora. En este caso la media sí superó el 5% (firmó un 5.6% y 807.000 espectadores en sus ocho galas), pero no se le puede considerar una apuesta rentable.

La mina de laSexta son los docu-realities

De donde sí ha sacado petróleo laSexta ha sido de los docu-realities, el género de entretenimiento que más gusta a la audiencia de la cadena. Buen ejemplo de ello son títulos como Pesadilla en la cocina y El jefe infiltrado, dos formatos que siguen funcionando a día de hoy tras siete y cinco temporadas, respectivamente.

El programa de Alberto Chicote es uno de los emblemas de la cadena y desde 2012 ha ido encadenando ediciones cada año hasta este 2020, que cerró en febrero la séptima entrega. En cuatro de sus siete temporadas ha superado los 2 millones de espectadores de media, mientras que en la última se ha quedado en un 7.8% y 1,2 millones de fieles.

A su lado, El jefe infiltrado ha llevado una trayectoria similar: sus tres primeras ediciones en laSexta fueron todo un éxito con medias de 2 millones, mientras que la más reciente (emitida en 2019) se ha quedado en un 6,8% de share y un millón de fans.

En el recuerdo también quedan otros formatos como Mujeres ricas, cuya primera temporada en 2010 rindió bien con un 10.3% de cuota media y 1,5 millones de espectadores; y Cazadores de Trolls, que en 2017 firmó un promedio de 7.5% y 1.381.000 espectadores.

A su lado, otros títulos a caballo entre el documental y la telerrealidad como Policías en acción o el más reciente Ambulancias, en el corazón de la ciudad también dejaron un buen sabor de boca en laSexta, sobre todo en lo que respecta a su marca como cadena.

Los concursos en la historia de laSexta

Hay que bucear más en las profundidades del canal de Atresmedia para encontrar una apuesta por el entretenimiento en forma de concurso, como es ahora Divididos. Sí han tenido presencia en la cadena los formatos de talentos, como ya hemos repasado, y también los de humor como El Show de Flo o El club de la comedia, pero todos los espacios tipo quiz se han emitido alejados del prime time.

Hablamos por ejemplo de El millonario, la versión de ¿Quién quiere ser millonario? que emitió laSexta en 2012 con Nuria Roca como presentadora. Su andadura por la parrilla fue breve y poco exitosa, ya que sus 74 entregas emitidas en la tarde de la cadena promediaron un 3.1% y 424.000 espectadores de media. Tampoco funcionaron otros como Apuesta en 20 segundos de Javier Martín, No sabe, no contesta con Miki Nadal, Tres en raya de Carolina Ferre o Mucho que perder, poco que ganar con Anabel Alonso.

El más reciente es ¿Y tú qué sabes?,¿Y tú qué sabes? un concurso que laSexta emitió entre 2015 y 2016 con Óscar Terol al frente. En su caso ocupó la franja del access prime time en tres especiales únicos que tampoco dejaron mucha huella en audiencias (6.7% de cuota y 1.245.000 espectadores de media).

Ahora llega Divididos, un formato de preguntas y respuestas en el que cuatro concursantes que no se conocen entre sí tendrán que colaborar para responder de manera unánime, y acertada, con el objetivo de llevarse un premio de 80.000 euros. Ha tenido versiones en hasta doce países, y ahora llega a laSexta como una apuesta diferente para la noche del martes.

En el horario estelar competirá contra un talent show (el estreno de la nueva edición de MasterChef Junior en La 1), una serie (Mujer, el fenómeno turco de Antena 3), un reality (La casa fuerte: Código secreto de Telecinco) y una película (la emisión de Star Wars: El despertar de la fuerza en Cuatro), completando una oferta de lo más variada y competitiva. La audiencia decidirá si este concurso tiene o no hueco en laSexta.

Etiquetas