Movistar+ estrena este viernes la segunda temporada de Merlí: Sapere Aude, el spin-off de Merlí con Carlos Cuevas. Una tanda de capítulos que según su creador Héctor Lozano es "más potente" que la primera, que ya aprobó con nota en su estreno, y que pondrá el broche definitivo a las aventuras del alumno favorito del maestro que en su día encarnó Francesc Orella.

En la nueva tanda, que será la última, Lozano da un vuelco a la vida de Pol Rubio con un conflicto personal que ni él ni sus seguidores esperan. "Poner al personaje en una situación más adversa que las anteriores era importante para no hacer siempre lo mismo. Eso me ha permitido que esta sea la temporada más optimista, incluyendo las tres de Merlí", avanza el showrunner en una entrevista con Vertele. "Tenía este tema pensado desde hacía mucho tiempo y cuando surgió la idea de spin-off pensé que lo haría en la segunda temporada", añade.

A su lado, el director Menna Fité asegura que este drama ha sido todo un reto en la dirección. "Queríamos ir un paso más allá con Pol. Nos enfrentamos a algo completamente distinto, algo bastante bestia, y era necesario que Carlos [Cuevas] lo diera todo. Ha hecho un gran trabajo y hemos conseguido que suba un escalón como actor", afirma sobre el intérprete.

Para el realizador, en esta segunda temporada "las tramas funcionan como un tiro" y tiene un final "épico y optimista". Un cierre que será el desenlace definitivo de este spin-off, tal como confirma el propio Héctor Lozano. "Es decisión mía. Este es un final que me gusta, y lo único que le quedaría a Pol sería que le saliera trabajo de profesor, cosa que ya vimos en un flasforward en el final de la serie original. Prefería acabar como acaba, con el optimismo que siempre prevalece en Merlí".

Sobre Bruno: "Fue el actor el que rompió con su personaje"

En este cierre no estará David Solans, el mítico Bruno, que es la baja más sonada de la temporada. Según Lozano, "fue el actor el que rompió con su personaje" y al final, "no hay mal que por bien no venga". "Cuando él dijo que no quería trabajar en una segunda temporada, como sabía que yo sí quería y todo el equipo también, seguí escribiendo. Me adapté a las circunstancias para seguir con el espíritu de Merlí a través de Pol, que es el que realmente es imprescindible. No olvidemos que Bruno era un secundario en este spin-off", afirma.

En su lugar llega Jordi Coll como Axel, el nuevo interés amoroso del protagonista, y también Eusebio Poncela como Dino. "Esta temporada le ponemos delante a Pol dos personajes muy interesantes, con un recorrido personal más largo. Son un espejo en el que él se ve reflejado y resulta más interesante para los espectadores por el viaje que le forzamos a hacer", sentencia Fité.

🟢 Si no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, suscríbete a nuestros boletines.

Etiquetas
Publicado el
stats