Declaraciones

Nico Abad ensalza 'MasterChef Celebrity' en plena polémica con Patricia Conde: “Es televisión pura”

Nico Abad ha sido el último exconcursante en posicionarse sobre la polémica en torno a MasterChef Celebrity tras las acusaciones de Patricia Conde. El periodista deportivo, compañero de esta en la séptima edición, se ha posicionado de forma clara a favor del talent show a través de redes sociales.

Jordi Cruz habla del "veredicto" sobre Patricia Conde, y Lorena Castell ensalza a Manu Baqueiro por "jugar limpio"

Más

Para mí, Masterchef ha significado la reconciliación con la televisión y el entretenimiento”, afirma el comunicador en el primero de una serie de comunicados de LinkedIn. Ahí define el resultado visto en La 1 como “una suma de trabajos en equipo muy bien engarzados que acaban poniendo en la pantalla una película cuyo guion ha surgido en directo de un cocinado”. Cabe decir que no menciona directamente a la actriz y presentadora, que a través de Instagram cuestionó que lo que se ve fuera genuinamente real, antes de criticar al equipo de la producción y también de insinuar que hubo dos concursantes que consumieron drogas durante al grabación.

Frente a eso, Abad pone en valor toda la experiencia. “En Masterchef esto funciona así: equipos pendientes de dieciséis personas cocinando para ver qué pasa y qué se cuenta. Es apasionante. Es una labor titánica de horas y horas que acaban resumidas en la noche del lunes en los salones de las casas. Es un programa de televisión con mayúsculas. Es televisión pura”, manifiesta, extendiendo su “enhorabuena” a todo el equipo al completo.

“Es una obviedad pero hay que explicar todo”

Eso sí, Abad sí pone en valor, por ejemplo, a los tres jueces, Pepe Rodríguez, Jordi Cruz y Samantha Vallejo-Nágera. Precisamente Conde había señalado al segundo de ellos por su papel en las grabaciones, y afirmó que “dice lo que le mandan decir por el pinganillo”. De nuevo, Abad no entra a replicar en momento alguno a Conde, pero sí deja clara su postura. “Empecemos por decir que saben de cocina. Es una obviedad pero estamos en un momento en el que hay que explicar todo”.

“Tienen el formato absolutamente interiorizado y lo llevan de manera espectacular”, dice sobre el trío, destacando la “doble tarea” que tienen también como presentadores.

Para ejemplificarlo, cuenta una anécdota: “Estábamos en el momento de presentar los platos (nuestro primer cocinado en esta edición) y entre que éramos quince personas cocinando y que antes de la valoración se limpian las cocinas (eso lo puede ver cualquiera) evidentemente estaban probando los platos fríos. Unos cuantos empezamos a quejarnos entre nosotros y entonces Pepe, en una pausa de grabación, pidió nuestra atención para decirnos algo así como: ”Mirad, nosotros llevamos 30 años en las cocinas. Sólo viendo lo que estáis haciendo mientras cocináis ya tenemos una idea de si el plato va a estar bien o mal y cuando llega aquí pocas veces nos hemos equivocado. Un plato malo está malo frío o caliente y un plato bueno está bueno frío o caliente. No penséis que la temperatura lo salva“ Nunca más hubo una queja por este tema”.

Del mismo modo habla de las presuntas “injusticias” durante la grabación, dejando claro que una vez “visto el programa en casa”, tales veredictos no se lo parecieron. Especialmente en las pruebas de eliminación. “En ese momento de programa no se valora tu trayectoria, lo que sabes de cocina o lo que se supone que puedes llegar a cocinar. Con delantal negro todo consiste en no ser el peor. Y un plato sencillo bien ejecutado puede ganar a uno complejo mal cocinado. Esto es así”.

Sigue la polémica en torno a Conde

Las palabras de Abad van en la línea de las que previamente habían pronunciado otros participantes de esta edición como la propia ganadora, Lorena Castell, que afirmó que “absolutamente todo” es real en MasterChef, o de Manu Baqueiro: “Por supuesto que MasterChef fue exigente, intenso, competido, emocionante y sano. Era un concurso y así lo aceptamos”, escribió en Instagram.

En los últimos días también de las opiniones de otros exparticipantes del de La 1, como Josie, Miki Nadal y Anabel Alonso, estos a favor del programa; o de Miguel Ángel Rodríguez “El Sevilla”, de parte de Conde, para seguir manteniendo caliente este puchero. En todo caso, Shine Iberia, productora del programa, ya ha advertido de que emprenderá medidas legales si la actriz no rectifica y se disculpa por sus comentarios.

Nico Abad ha sido el último exconcursante en posicionarse sobre la polémica en torno a MasterChef Celebrity tras las acusaciones de Patricia Conde. El periodista deportivo, compañero de esta en la séptima edición, se ha posicionado de forma clara a favor del talent show a través de redes sociales.

Jordi Cruz habla del "veredicto" sobre Patricia Conde, y Lorena Castell ensalza a Manu Baqueiro por "jugar limpio"

Más

Para mí, Masterchef ha significado la reconciliación con la televisión y el entretenimiento”, afirma el comunicador en el primero de una serie de comunicados de LinkedIn. Ahí define el resultado visto en La 1 como “una suma de trabajos en equipo muy bien engarzados que acaban poniendo en la pantalla una película cuyo guion ha surgido en directo de un cocinado”. Cabe decir que no menciona directamente a la actriz y presentadora, que a través de Instagram cuestionó que lo que se ve fuera genuinamente real, antes de criticar al equipo de la producción y también de insinuar que hubo dos concursantes que consumieron drogas durante al grabación.

Frente a eso, Abad pone en valor toda la experiencia. “En Masterchef esto funciona así: equipos pendientes de dieciséis personas cocinando para ver qué pasa y qué se cuenta. Es apasionante. Es una labor titánica de horas y horas que acaban resumidas en la noche del lunes en los salones de las casas. Es un programa de televisión con mayúsculas. Es televisión pura”, manifiesta, extendiendo su “enhorabuena” a todo el equipo al completo.

“Es una obviedad pero hay que explicar todo”

Eso sí, Abad sí pone en valor, por ejemplo, a los tres jueces, Pepe Rodríguez, Jordi Cruz y Samantha Vallejo-Nágera. Precisamente Conde había señalado al segundo de ellos por su papel en las grabaciones, y afirmó que “dice lo que le mandan decir por el pinganillo”. De nuevo, Abad no entra a replicar en momento alguno a Conde, pero sí deja clara su postura. “Empecemos por decir que saben de cocina. Es una obviedad pero estamos en un momento en el que hay que explicar todo”.

“Tienen el formato absolutamente interiorizado y lo llevan de manera espectacular”, dice sobre el trío, destacando la “doble tarea” que tienen también como presentadores.

Para ejemplificarlo, cuenta una anécdota: “Estábamos en el momento de presentar los platos (nuestro primer cocinado en esta edición) y entre que éramos quince personas cocinando y que antes de la valoración se limpian las cocinas (eso lo puede ver cualquiera) evidentemente estaban probando los platos fríos. Unos cuantos empezamos a quejarnos entre nosotros y entonces Pepe, en una pausa de grabación, pidió nuestra atención para decirnos algo así como: ”Mirad, nosotros llevamos 30 años en las cocinas. Sólo viendo lo que estáis haciendo mientras cocináis ya tenemos una idea de si el plato va a estar bien o mal y cuando llega aquí pocas veces nos hemos equivocado. Un plato malo está malo frío o caliente y un plato bueno está bueno frío o caliente. No penséis que la temperatura lo salva“ Nunca más hubo una queja por este tema”.

Del mismo modo habla de las presuntas “injusticias” durante la grabación, dejando claro que una vez “visto el programa en casa”, tales veredictos no se lo parecieron. Especialmente en las pruebas de eliminación. “En ese momento de programa no se valora tu trayectoria, lo que sabes de cocina o lo que se supone que puedes llegar a cocinar. Con delantal negro todo consiste en no ser el peor. Y un plato sencillo bien ejecutado puede ganar a uno complejo mal cocinado. Esto es así”.

Sigue la polémica en torno a Conde

Las palabras de Abad van en la línea de las que previamente habían pronunciado otros participantes de esta edición como la propia ganadora, Lorena Castell, que afirmó que “absolutamente todo” es real en MasterChef, o de Manu Baqueiro: “Por supuesto que MasterChef fue exigente, intenso, competido, emocionante y sano. Era un concurso y así lo aceptamos”, escribió en Instagram.

En los últimos días también de las opiniones de otros exparticipantes del de La 1, como Josie, Miki Nadal y Anabel Alonso, estos a favor del programa; o de Miguel Ángel Rodríguez “El Sevilla”, de parte de Conde, para seguir manteniendo caliente este puchero. En todo caso, Shine Iberia, productora del programa, ya ha advertido de que emprenderá medidas legales si la actriz no rectifica y se disculpa por sus comentarios.

Nico Abad ha sido el último exconcursante en posicionarse sobre la polémica en torno a MasterChef Celebrity tras las acusaciones de Patricia Conde. El periodista deportivo, compañero de esta en la séptima edición, se ha posicionado de forma clara a favor del talent show a través de redes sociales.

Jordi Cruz habla del "veredicto" sobre Patricia Conde, y Lorena Castell ensalza a Manu Baqueiro por "jugar limpio"

Más

Para mí, Masterchef ha significado la reconciliación con la televisión y el entretenimiento”, afirma el comunicador en el primero de una serie de comunicados de LinkedIn. Ahí define el resultado visto en La 1 como “una suma de trabajos en equipo muy bien engarzados que acaban poniendo en la pantalla una película cuyo guion ha surgido en directo de un cocinado”. Cabe decir que no menciona directamente a la actriz y presentadora, que a través de Instagram cuestionó que lo que se ve fuera genuinamente real, antes de criticar al equipo de la producción y también de insinuar que hubo dos concursantes que consumieron drogas durante al grabación.