Especial Navideño

Así fue la reunión televisiva de 'Love Actually' por su 20 aniversario, con secretos y anécdotas del clásico

Hugh Grant y Emma Thompson, en el reencuentro de 'Love Actually'

Si hay una película navideña por antonomasia, esa lleva, sin duda alguna, el nombre de Love Actually. El clásico cinematográfico, imprescindible cada año por estas fechas, está a punto de cumplir 20 años y, para celebrarlo, la cadena estadounidense ABC ha celebrado un reencuentro entre algunos de los protagonistas del largometraje.

Fran Perea anuncia que preparan un reencuentro de 'Los Serrano' para 2023 por los 20 años del estreno

Fran Perea anuncia que preparan un reencuentro de 'Los Serrano' para 2023 por los 20 años del estreno

Hace cinco años, la BBC ya emitió un cortometraje, en el marco del Red Nose Day, en el que se descubría qué había sido de los personajes 15 años después de los hechos acontecidos en el final de la película. Ahora, se trata de un especial que ha llevado por título The Laughter & Secrets of Love Actually: 20 Years Later.

En él, algunos de los actores principales del film volvieron a juntarse para recordar anécdotas y secretos de lo que supuso el rodaje de la cinta, que llegó a las salas de cines en noviembre de 2023. La periodista Diane Sawyer fue la encargada de presentar el programa, que contó con la participación de Emma Thompson, Hugh Grant, Bill Nighy, Laura Linney, Thomas Brodie-Sangster, Olivia Olson y Martine McCutcheon.

Emma Thompson auguró su éxito

Thompson fue la primera en tomar la palabra y desveló que sintió cuando vio la película por primera vez: “Pensé que realmente era bastante buena. Después, Hugh se acercó a mí cuando salimos del cine y me dijo: 'Corrígeme si me equivoco, pero ¿es esto lo más psicótico en lo que hemos estado?'”, recordó la actriz.

“¿Dije eso? Bueno, realmente es un poco psicótico”, bromeó Grant. “Era como un Richard Curtis con esteroides, pero lo que debes recordar es que cuando él escribe sobre el amor, lo hace en serio”, añadió en referencia al director y creador de la producción.

Keira Knightley, ausente en el especial, apareció en pantalla leyendo unas líneas del guión durante el rodaje hace ya dos décadas. “Recuerdo que me senté con Keira mientras filmábamos y le dije: '¿Qué vas a hacer después?'. Y ella contestó: 'Oh, no creo que vaya a funcionar. Es una película de piratas y siempre fracasan”, rememoró Curtis, aludiendo a las expectativas que la actriz tenía antes de rodar Piratas del Caribe, que acabó convirtiéndose en un éxito en taquilla.

La falta de diversidad en 'Love Actually'

Love Actually, tal y como explicó Diane Sawyer, ha acumulado más de 4.600 millones de minutos en audiencias de todo el mundo. Curtis destacó el gran atractivo que suponía para el público ver juntos a tantos actores británicos de primer nivel. “Creo que los 20 años muestran el optimismo juvenil que probablemente tenía cuando la escribí”, expresó el cineasta.

“Tenemos miles de películas sobre asesinos en serie. (...) Pero debemos tener en cuenta que también habrá un millón de personas que se enamorarán, sintiendo que es el momento más interesante de sus vidas. Y que habrá buenas obras dentro de las familias y buenas obras dentro de otras comunidades”, añadió. “Creo que debemos pensar en la capacidad que tiene la vida, porque todos los días tienen el potencial de ser hermosos”, reflexionó.

La presentadora se interesó entonces por cómo ha cambiado el mundo en los últimos 20 años y cómo cambia ahora la perspectiva sobre el largometraje, teniendo en cuenta valores como la inclusión o la diversidad. “Hay cosas que cambiarías, pero por suerte, la sociedad está cambiando. Mi película está destinada a sentirse desactualizada”, asumió Curtis. “Hay cosas sobre la película, como la falta de diversidad, que me hacen sentir incómodo y un poco estúpido”, reconoció con honestidad.

Así han cambiado los pequeños Sam y Joanna

Sawyer también charló con el actor Thomas Brodie-Sangster, que interpretó al pequeño Sam y que recientemente hemos podido ver en Juego de Tronos, y con Olivia Olson, que dio vida a Joanna. El primero destacó lo que supuso para él rodar junto a Liam Neeson, que hacía de su padrastro en el film. “Liam estuvo increíble. Me trató como a su hijo. Él era muy cariñoso conmigo. Creó un ambiente en el que me sentía muy cómodo”, recordó el joven.

“En ese momento pensé en lo serio que era cuando empecé a interpretar y mirando hacia atrás, ya había olvidado lo pequeño y nuevo que era”, añadió. Olson revivió entonces su mítica actuación en el final de la película, donde interpretó el tema All I Want For Christmas Is You: “Cuando miro hacia atrás, estoy muy orgullosa de haber sido parte de algo tan grande”.

La escena que Hugh Grant odió rodar

Martine McCutcheon contó cómo fue el rodaje de ese beso final entre Natalie, su personaje, y el de Hugh Grant. La actriz contó que muchos de los presentes eran “personas comunes que no tenían idea de que verían a Hugh Grant besando a alguien”. “El susto cuando abrieron las cortinas por primera vez y nos vieron besándonos fue... Sus reacciones fueron simplemente increíbles. Se sintió como algo mágico”, recordó la intérprete.

Finalmente, Hugh Grant tomó la palabra para contar un secreto sobre su famosa escena del baile: “Lo vi en el guion y pensé: 'Bueno, odiaré hacer eso'. No me apetecía hacer el baile en absoluto, y mucho menos ensayarlo”, confesó Grant.

“Creo que esperaba ponerse enfermo o algo así y poder decir: 'Oh, bueno, qué pena, tendremos que perder esa secuencia de baile'”, bromeó el director, que recordó que Grant estaba obligado a hacerlo por contrato y terminó aceptando de mala gana.

Grant desveló que fue él quien propuso que fuese la secretaria del primer ministro la que lo sorprendiera bailando: “Y hasta el día de hoy, hay personas, y estoy de acuerdo con ellos, que piensan que es la escena más insoportable jamás vista en pantalla. ¡Aunque a algunos les gusta!”, declaró Grant.

Diane Sawyer concluyó el especial preguntando qué es el amor realmente (en referencia al título de la película). “Bueno, no veo ningún romance en ninguna parte, incluso en las ciudades donde podrías garantizarte ver parejas besuqueándose en las calles, como París o Roma. No, solo están mirando su teléfono o comiendo”, bromeó escéptico Grant. Curtis le llevó la contraria: “El amor está por todas partes”.

Etiquetas
stats