Secret Story

La ira de Nissy por quedarse sin desayuno: “Sácame un ojo, pero no me quites mis naranjas”

Nissy en el cubo de 'Secret Story'

La tranquilidad en La casa de los secretos brilla por su ausencia, especialmente desde que los concursantes han visto reducido su presupuesto semanal para comida por perder las pruebas. Y precisamente la escasez de alimentos y la lista de la compra han detonado las últimas guerras en Secret Story, con Nissy como protagonista.

'Secret Story' logró que Adrián "se mojara" y que Rafa hiciera sus necesidades de una forma inédita

'Secret Story' logró que Adrián "se mojara" y que Rafa hiciera sus necesidades de una forma inédita

Tal como mostró este martes 22 de febrero la edición Última hora que presenta Sandra Barneda en Telecinco, la melliza estalló en la casa de Guadalix al quedarse sin naranjas para desayunar por un robo de Carmen y Rafa que ambos ocultaron.

Cada concursante cuenta a diario con una pieza de fruta para su gozo y disfrute, según el reparto acordado por ellos. Sin embargo, como se vio en las imágenes mostradas por el programa, la pareja de amigos se hicieron dos zumos con cuatro naranjas, dos más de las que les tocaban.

En consecuencia, Nissy se quedó sin su ración y no paró hasta encontrar a los culpables. “Mis naranjas por la mañana tienen que estar. Estoy que reviento la casa. Yo no tomo café ni Cola-Cao, me tomo mi zumo de naranja por la mañana y me cojo una. Y estoy harta”, explotó ante sus compañeros mientras Rafa y Carmen defendían que únicamente se habían comido una por cabeza.

“Para mí las naranjas son intocables, tiemblo por las naranjas. Igual que la gente es adicta al café, yo soy adicta al zumito de naranja (...) Sácame un ojo, pero no me quites mis naranjas. ¡Mato por mis naranjas!”, continuó clamando la melliza, esta vez en el cubo.

Tal fue su cabreo que inició una persecución a sus dos compañeros, que seguían negando la mayor. “Yo no la he cogido, te lo digo de verdad”, le dijo Rafa, a pesar de que no era verdad. “Eres lo peor de esta casa, rastrero, falso, mentiroso y ladrón”, le terminó diciendo Nissy.

La guerra terminó con Cora rebuscando en la basura para contar los restos y comprobar así que quien mentía era Rafa, pues encontraron restos de nueve naranjas para las tres personas que se habían hecho el zumo para desayunar.

Nissy, indignada por la lista de la compra

La otra guerra se detonó por la lista de la compra. Y es que un grupo grande de concursantes decidieron emplear el dinero para pedir chocolate, chucherías y chicles de sandía en lugar de salsas o verduras para acompañar la pasta y el arroz.

“Como vea que no habéis comprado comida, juro que voy al cubo y nomino a todo Dios. Yo no estoy aquí para pasar hambre y comer chicles de sandía, estoy para comer comida que me llene el estómago”, advirtió Nissy a sus compañeros.

Marta le recordó que en la lista habían puesto “cinco kilos de macarrones, cuatro kilos de arroz y diez de patatas”, pero no convenció a la melliza. “Con 3 euros se pueden comprar zanahorias y patatas, ¿la pasta con qué la comemos?”, preguntó.

Ya en el cubo, Nissy se desahogó y acabó rompiendo a llorar de la rabia. “Estoy comiendo pan con aceite de oliva, que es robado porque no hay, y un poco de orégano. Vamos a estar comiendo pan con aceite toda la semana. Me duele la barriga, tengo diarrea. ¡Quiero comer comida, no chuches! Tenemos 40 euros para la compra y compran chuches y chocolate”, dijo entre lágrimas.

Etiquetas
stats