El Hormiguero
William Levy sonrojó a Pablo Motos al desvelar lo que hablaron antes de la entrevista y fuera de cámaras

William Levy en 'El Hormiguero'

Paula Hergar


William Levy escogió El Hormiguero para dar su primera entrevista televisiva en España. Para muchos, el actor del momento, desde que lanzara Café con Aroma de Mujer en Netflix y se convirtiera en uno de sus contenidos más vistos durante varias semanas seguidas.

Sobre la grabación de la serie habló en el programa de Antena 3, así como de sus inicios en el modelaje y hasta de sus malos tiempos de infancia en una Cuba tan dura que no tenía para comer.

Pero no fue de lo único que habló con Pablo Motos, que aprovechó para acercarse al actor y pedirle algunos consejos sobre un tema que no sacó delante de cámaras. Eso sí, Levy lo desveló solo sentarse en la mesa: “Fuera de cámaras estuvimos una hora hablando de gimnasio, de lo que comer y lo que no para estar en forma”, confesó entre risas ante la sorpresa del presentador.

Minutos después, cuando dieron paso a publicidad y regresaron, Motos quiso continuar: “Estábamos hablando de la telenovela...” y en ese momento interrumpió el invitado: “Bueno, ahora no estábamos hablando de eso”, aseguró entre risas y el presentador le dijo que mejor dejar en privado el tema.

Los ingredientes de Café con aroma de mujer para su éxito

Preguntado por los ingredientes de la serie para haber triunfado tanto, Levy señaló varios: “Es una historia mundialmente conocida. Hacerla era un reto muy grande porque siempre habría comparación con la anterior, pero estrenarla en Netflix hace que la gente pueda verla cuando quiera sin esperar. También la historia se hizo con mucho amor, las localizaciones en Colombia tuvo que ver, la producción, el guion, la libertad de los actores de trabajar en equipo con el director... Un trabajo en equipo”, y añadió que “la gente necestiaba regresar al amor que es lo que te hace sentir vivo”.

También subrayó que hay algo que la gente no ve pero es muy duro: “Los rodajes son desde las 7 de la mañana y mínimo son 12 horas al día de lunes a sábado. Es un trabajo bastante duro”. Sobre todo, al pensar que las series suelen tener unos 10 capítulos pero la telenovela se alargó hasta los 88 capítulos.

Sobre el comentario de su compañera de reparto, que hizo público que le llamaban “William Deli” de “delicioso” aseguró que “siempre que te vean de una buena forma es bienvenido, pero es complicado porque cuando llegas cansado y ojeroso se sorprenden”.

Su infancia en Cuba y sus inicios de modelo

El actor también narró su infancia en el periodo más duro de Cuba: “Pasamos mucha hambre. Te daban un pan al día por persona, un pollo al mes, en la ciudad no había ni fruta.. a los 14 intenté marcharme, me fue mal, y no pude. Pero a los 15 mi padrastro era preso político y USA nos dio asilo. Allí emprendimos una vida lleva de oportunidades. Lo que pasa en Cuba es que te quitan la libertad, es difícil estar donde por mucho que es esfuerces sabes que no vas a tener futuro”.

Una vez en el país americano, su madre se quedó soltera y él tuvo que ponerse a trabajar, hasta que una mujer le dijo que podía ser modelo y se presentó en la agencia donde le aceptaron rápidamente. “En mi primer trabajo de modelo mepagaron 1250 dólares al dia, fueron tres días de trabajo. Nunca había visto eso en mi vida. Empecé a trabajar sin parar, todos los clientes me querían, no sé ni cómo pasó”, recordaba sorprendido.

Y al despedirse aseguró que volvería a España en unos días para estar cuatro meses rodando Montecristo: “Para mí ha sido espectacular hacer esta serie, es un personaje que siemrpe he querido porque me identifico con la de injusticias que vivió”, zanjó.

Etiquetas
stats