Netflix estrena este viernes 6 de mayo Bienvenidos a Edén, su cuarta apuesta de ficción española del año tras Feria: la luz más oscura, Érase una vez... pero ya no y Los herederos de la tierra. Una serie que a sus protagonistas Amaia Salamanca y Amaia Aberasturi les impactó desde la primera lectura de guion y que “tiene muchísimos de los ingredientes necesarios para gustar”.

Ana Mena y Belinda, sobre 'Bienvenidos a Edén': "Las redes sociales ofrecen tentaciones no siempre sanas"

Ana Mena y Belinda, sobre 'Bienvenidos a Edén': "Las redes sociales ofrecen tentaciones no siempre sanas"

Así lo aseguran las dos actrices en una entrevista a verTele realizada durante la jornada promocional del proyecto, en la que nos hablan de los puntos fuertes de una historia que no huye de los parecidos, y de la que ya sabemos que tendrá continuidad en una segunda temporada.

Es una serie con muchísimos estímulos, ocurren un montón de cosas y a veces no te da tiempo a respirar, y te mantiene alerta. Hay thriller, hay amor, y muchísimos ingredientes que son los necesarios para que esto guste. Además, el hecho de que sea tan coral, que haya tantos personajes y querer saber qué hay detrás de cada uno es lo más interesante”, opina Aberasturi, que da vida a Zoa en la ficción.

A su lado, Salamanca aporta el “estímulo de supervivencia” como un ingrediente que hace que Bienvenidos a Edén pueda destacar en un catálogo como el de Netflix con tanta sucesión de estrenos nacionales e internacionales. Para ella, además, este proyecto ha sido importante porque le ha permitido explorar otros registros a los que no acostumbra en series de ficción: “Siempre había hecho personajes más involucrados en las relaciones amorosas, en amores imposibles, y esto no tiene nada que ver. Es un personaje muy inquietante, y tenía muchas ganas de hacer algo así”, celebra.

Lo que atrapó a Amaia Aberasturi a sumarse sin dudarlo a la serie fueron los guiones: “Hubo momentos en el guion que me impactaron. Pensé en la repercusión que podía tener en el público, si a mí ya me estaba impactando en una primera lectura. Tenía ganas hasta de comentarlo, pero no podía, y pensé que todo lo que me generó sería increíble que lo viviera el público. Sentí que era una serie que podía funcionar”, confiesa.

Comparaciones y sello propio

Los precedentes en Netflix con ficciones distópicas del mismo estilo son positivos, y aunque aseguran que no les presentaron el proyecto con algún referente claro, tampoco desoyen las comparaciones con títulos como 3% o Los 100.Sí que hay cosas parecidas a Los 100, pero Edén es otra serie, tiene otros personajes y otra estética. Dentro de las similitudes que pueda haber, que por supuesto las hay, es otra serie y se nota porque tiene su propio sello”, defiende Aberasturi.

“Con la cantidad de contenido que hay, hoy por hoy resulta muy difícil hacer algo totalmente novedoso. Creo que siempre va a haber referencias, pero a nosotros nos presentaron el proyecto y nos dieron los guiones para que cada uno construyera su personaje como sintiera necesario y no nos guiaron hacia ningún sitio”, dice por su parte Salamanca.

Entrando en materia, las dos protagonistas también coinciden en que Bienvenidos a Edén es una serie concebida como entretenimiento, pero que también incluye una parte de crítica al mundo de las redes sociales y reivindica el cuidado de la naturaleza. “En Edén se deshacen de esas redes y comienzan una nueva vida en un ecosistema propio y alejado de lo que vive cada uno en sus ciudades”, apunta la ex de Velvet y otras ficciones.

Por último, y aprovechando la presencia en el elenco de actrices y cantantes como Ana Mena y Belinda, les preguntamos sobre la tendencia creciente de las plataformas de fichar a artistas musicales para encabezar muchos de sus proyectos de ficción. “A mí me parece estupendo. Si los productores creen en esas personas porque son un plus no solo en interpretar, sino también en la parte musical o en seguimiento, y le dan esa oportunidad me parece estupendo. Igual que a mí me dieron la oportunidad en su día, creo que todo el mundo lo merece”, dice Amaia Salamanca. “Si tienen la formación y son capaces de abordar un personaje me parece bien”, aporta por su parte Aberasturi.

Etiquetas
stats