ENTREVISTA VERTELE Destripamos 'Fear The Walking Dead II' con su productora, que alude a los refugiados

Destripamos 'Fear The Walking Dead II' con su productora, que alude a los refugiados
Destripamos 'Fear The Walking Dead II' con su productora, que alude a los refugiados

Charlamos con Gale Anne Hurd, de visita en Madrid para presentar la segunda temporada del spin-off zombi. La serie hermana de 'The Walking Dead' zarpa rumbo al océano en sus nuevos capítulos: "Tendrán que plantar cara tanto a amenazas en el mar como en tierra". La catástrofe humanitaria de Siria se refleja en los primeros episodios: "No podemos analizar nuestros miedos y prejuicios a menos que los miremos a través del entretenimiento". Nos explica cómo se ruedan las escenas acuáticas de la serie y descarta hacer una tercera serie sobre caminantes

Con dos series sobre 'The Walking Dead' tenemos suficiente, deja claro Gale Anne Hurd (Los Angeles, California, 1955) a los periodistas, y da buenas razones para ello. "Ya hacemos 31 horas de televisión al año. No lo podríamos gestionar", justifica la productora ejecutiva de este fenómeno catódico.

Hay que fiarse del criterio de la productora ejecutiva de las dos series nacidas a partir del universo comiquero de Robert Kirkman. Su carrera la avala. Desde que empezara como asistente de Roger Corman en los New World Pictures hasta la actualidad han pasado cerca de 40 años y numerosos títulos de peso: 'Terminator' (1984), 'Aliens (El regreso)' (1986), 'Terminator 2. El día del juicio final' (1991), 'Un pueblo llamado Dante's Peak' (1997) y 'Armaggedon' (1998) son solo algunos de los muchos créditos que figuran en su filmografía como productora.

Desde el comienzo de la presente década, sin embargo, su campo de acción ha sido la televisión. En este tiempo ha ido de la mano de las hordas de zombis que han hecho picadillo los audímetros de medio mundo. Primero con 'The Walking Dead' y luego con su spin-off, este 'Fear The Walking Dead', a cuyo lanzamiento de la segunda temporada (11 de abril en AMC España) debemos su presencia en Madrid. No son los caminantes los únicos gules que ocupan su tiempo ahora, eso sí: a punto de estrenarse está también 'Hunters', una realización televisiva dedicada a otros seres familiares para ella, los alienígenas.

Hurd tiene divertidas anécdotas para dar y tomar y con ellas salpica una conversación que se alarga sin que a ella parezca importarle. Se habla, sobre todo, de la segunda tanda de episodios de 'Fear'. Las primeras dos entregas (de un total de 15) manifiestan las divergencias con respecto a su serie madre (o hermana, según se vea), aunque la entrevistada logra evitar cualquier revelación inoportuna. La experiencia es un grado.

¿Qué nos puede adelantar de la segunda temporada?¿Se desarrollará todo en alta mar?

Lo más interesante es que hay numerosas amenazas en el océano a las que tendrán que enfrentarse, pero también tendrán que acercarse a la costa a coger provisiones. Con lo cual, tendrán que plantar cara tanto a amenazas en el mar como en tierra.

El mar no es un escenario especialmente explorado en el subgénero zombi. Tenemos ejemplos contados aunque muy reconocibles como la pelea entre un tiburón y un muerto viviente en 'Nueva York bajo el terror de los zombi' ('Zombi 2', Lucio Fulci, 1979). ¿Veremos algún guiño a la citada u otras películas?

No conocía esa película, ¡me la he saltado! En 'The Walking Dead' y 'Fear The Walking Dead' tendemos a incluir homenajes a otras películas famosas de zombis, pero también queremos hacer cosas nuevas que aporten al género, que no se hayan visto antes. Así que en este caso habrá un poco de cada.

Estando como están los personajes en alta mar, ¿puede haber más focos de peligro aparte de los zombis? ¿Hay amenazas animales?

Sí que vamos a tener presencia de vida salvaje en la serie. Pero tal vez no como te la puedes esperar...

¿De qué manera ha cambiado la producción ampliar el número de capítulos de la primera a la segunda temporada?

Evidentemente, hacer más episodios requiere mucho más: hay mucho más por escribir, mucho más rodaje, más montaje y postproducción... Acabas trabajando 12 meses al año en lugar de solo unos pocos. Pero a la vez te permite profundizar mucho más en los personajes, y si el coste está repartido en más episodios, tiene más sentido económicamente.

Es extraño ver una serie ambientada en el océano. ¿Qué parte de lo que vemos es real y cuánto hay de recreación en estudios?

Rodamos en Baja Studios, el centro de producción que James Cameron construyó para rodar 'Titanic' y que utilizó Peter Weir para hacer 'Master & Commander'. Tiene un tanque de horizonte de 20 millones de galones de agua [aproximadamente 75 millones de litros]. El barco está construido encima de otro barco, por lo que no puede moverse por sí solo, se mueve el de abajo. Aparte, otras secuencias tienen lugar en el océano, cerca de playas; y tenemos otros dos de los decorados también tienen tanques de agua más pequeños, de 1,5 millón de galones [5,67 millones de litros] de agua caliente, para que cuando los actores están en el agua podamos mantenerlos calientes. En resumen, tenemos un poco de todo lo que tenemos a disposición.

¿Se va a abrir la segunda temporada a nuevos personajes o seguirá centrada en el núcleo familiar?

Parte del tema de la serie es "vínculos frente a la sangre". ¿Este apocalipsis estrecha los lazos o hace que la familia se fracture? En la primera temporada, vimos el caso de las dos familias: Chris Manawa (Lorenzo James Henrie) vio a su padre matar a su madre por estar infectada, pero a sus ojos seguía siendo un asesinato, porque aún pensaba que podría haberse salvado; Daniel Salazar (Rubén Blades) no pudo salvar a su mujer, y durante el curso de la temporada decubrimos que en vez en lugar de ser una víctima de la violencia en El Salvador, era uno de los perpetradores. Son unidades familiares que tenían problemas cotidianos antes del apocalipsis, y que de repente se enfrentan a problemas mucho más grande entre ellos. La serie seguirá preguntándose si la unión de sangre es más fuerte o se fragmenten y se hagan más fuertes las uniones fuera de la familia.

De entre todos los spin-offs posibles, ¿por qué se decidieron por este escenario?

Escogimos esta historia por varios motivos. Primero, queríamos contar una historia con personajes que no estuvieran basados en los comics: muchos fans tienen muchas expectativas sobre cómo debería ser, cómo debería continuar... En segundo lugar, queríamos volver al principio: el primer episodio de 'The Walking Dead' comienza cuatro semanas después del apocalipsis, cuando Rick despierta del coma, y aunque experimentamos las cosas a través de él, otros personajes, como Morgan, tienen que explicarle las normas. Aquí, los personajes no conocen las reglas, tienen que descubrirlas. En tercer lugar, Los Angeles es muy diferente de Georgia: es una ciudad multiétnica, con muchos tipos diferentes de personas, como los Salazar, una primera generación de emigrantes que acuden allí para empezar una nueva vida. Eso en Atlanta no sería posible. Además, queríamos trabajar conpersonajes sin relación con fuerzas de la ley, que no se sienten cómodos tomando decisiones de autoridad o utilizando armas. Es muy diferente de la otra serie.

¿Se han planteado hacer otro spin-off? Greg Nicotero había confesado que le gustaría ver una ficción sobre los científicos que tratan de encontrar una cura al virus.

No... Ya es suficientemente difícil hacer dos series de la misma línea. Hacemos 31 horas de televisión al año. ¡Es muchísimo! No lo podríamos gestionar. La gente siempre nos lo pregunta, igual que si vamos a hacer una película. Es verdad que es un mundo muy rico y hay muchas historias por contar, pero mientras estas dos series sigan será difícil poner en marcha.

¿Por qué cree que el subgénero zombi tiene tanto éxito en la actualidad?

Lo interesante de los zombis es que pueden tratar de cualquier cosa. Simbolizan nuestro miedo al apocalipsis. En el mundo del social media, en el de las noticias las 24 horas del día, hechos que han pasado muy, muy lejos pueden sentirse como algo que podría pasarnos en cualquier momento: terrorismo, ya sea un colapso financiero, un desastre natural... Los zombis no son sexis como pueden serlo los vampiros, sino que son como una representación de un tipo de apocalipsis que no podemos evitar. Es fácil identificarse con los personajes de ambas series. A través de ellos podemos imaginarnos cómo sobreviríamos y preguntamos: “¿Haría yo eso en esa situación? ¿Podría vivir en paz de tomar esas decisiones?”. Por eso a veces, también hay personajes en 'The Walking Dead' que deciden suicidarse, porque no se ven capaces de vivir en este mundo. Creo que nos gusta ver personajes con los que nos podemos empatizar y descubrir cómo sería vivir una situación de vida o muerte.

El zombi como mito del horror ha sido desde 'La noche de los muertos vivientes' un instrumento para la alegoría y político. Los mejores ejemplos nos muestran esta posibilidad para el comentario. Ya en el piloto de la primera temporada hubo referencias a las grabaciones de brutalidad policial que se reprodujeron en Estados Unidos; al comienzo de la segunda temporada, vemos una imagen que tiene mucho que trae a nuestra mente el drama de los refugiados sirios, con una barcaza pidiendo asilo en el yate de los protagonistas, sin éxito. ¿Fue una alusión deliberada?

Absolutamente. Está hecho a propósito. Son los acontecimientos que nos toca encarar. La ciencia ficción y el terror nos proporcionan una lente a través de la que mirar lo que ocurre hoy sin los prejuicios y miedos que tenemos. Puedes echarte atrás y ver lo que ocurre con ojos frescos. La ciencia ficción y el terror te permite hacer eso. Lo que me gusta de las redes sociales es que la gente debate lo que han hecho los personajes y lo que harían ellos, y traen estos mismos temas a colación. Hablan de los refugiados que han sido abandonados, del miedo que les da acogerlos... Esto es más palpable en Europa que en Estados Unidos, pero solo hay que ver a Donald Trump hablando de construir una valla para separarnos de México... No podemos analizar de verdad nuestros propios prejuicios a menos que los miremos a través del entretenimiento. Por eso el entretenimiento puede ser una parte importante del diálogo político, sin que la gente sea necesariamente consciente de ello.

[pausa]

Esto no tiene que ver con 'The Walking Dead': 'Terminator' se hizo hace en 1984, y hace algunos meses, Stephen Hawking y Elon Musk dijeron que debíamos tener cuidado sobre la inteligencia artificial, porque un día podrían querer acabar con la raza humana. Y no pude evitar pensar que si hubieran visto 'Terminator' hace treinta años habrían llegado a esa conclusión mucho antes. Por eso llamamos al night club de la película 'Tech Noir', por el lado oscuro de la tecnología. Los fans de la película estaban muy por delante de los más grandes pensadores.

Hablando de 'Terminator', cuyo guión firmó junto a James Cameron, ¿se ha planteado escribir algún capítulo?

Una de las cosas que tiene ser productor es ser capaz de contratar a gente mejor que tú para escribir y dirigir [risas]. Escribo muchas notas para los guiones de cada episodio, sobre los montajes que veo... Y creo que todos piensan que es más que suficiente por mi parte.

¿Alguna vez habéis cogido o considerado una idea sugerida por los fans?

No, por razones legales ante todo. A Jim Cameron y a mí nos demandó un hombre que había escrito una canción llamada 'Peaceful Warrior' que nunca había sido grabada, que ni siquiera conocíamos, y que ni siquiera iba sobre viajes en el tiempo ni sobre ciborgs [risas]. Nos demando y pasamos 16 años de litigios. Ganamos, pero estuvimos todo ese tiempo pagando abogados. Por eso, no podemos usar ninguna idea, ni siquiera podemos leer nada que llegue de fuera.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba