El Confidencial Digital ¿Qué pasará en septiembre con los 150 comerciales de TVE?

La cadena no sabe cómo recolocar a trabajadores en área de publicidad

El Gobierno quiere que el nuevo modelo de financiación de TVE, que elimina la publicidad en la televisión pública, entre en vigor en septiembre. Sin embargo, a dos meses vista y con vacaciones de por medio, en la Corporación no tienen demasiado claro qué hacer con los 150 profesionales que trabajan en el área comercial y que actualmente siguen haciendo su trabajo: contratar anuncios, según un artículo de El Confidencial que reproducimos a continuación por su interés.

“Los bloques publicitarios siguen abiertos. Eso sí, tirando los precios, en ocasiones en hasta un 60%. Si en La película de la semana el GRP [medida utilizada para medir el impacto de una campaña] era de 1.200 euros, ahora se ha quedado en 350. Las privadas están presionando a los anunciantes para que se posicionen lo antes posible ante el nuevo escenario”, aseguran fuentes del departamento.

“Seguimos contratando publicidad”

Fuentes de la compañía al más alto nivel confirman a El Confidencial que “seguimos contratando publicidad. Las posibilidades de captar anunciantes son pequeñas, pero es lo que toca mientras la ley actual continúe vigente. Todos sabemos que grandes paquetes ya no va a haber, pero...”.

Asimismo, confirman que en este momento no hay ningún plan cerrado de cómo podrán reciclarse los trabajadores afectados. “Hay en el departamento 170 personas. Algunas se quedarán porque hay que gestionar la autopromoción, que aumentará a partir de septiembre, y la publicidad institucional. El resto habrá que absorberlo, en muchos casos en puestos administrativos por cuestiones de cualificación”, exponen.

Sólo 20 personas mantendrán sus puestos

El presidente de la Corporación, Luis Fernández, ha asegurado en más de un ocasión que ya se trabaja para un escenario de no publicidad, y que se reintegrará en otras áreas al personal del área comercial. Pero no ha dado detalles. Y es que probablemente a estas alturas no los haya.

La información que manejan en el departamento, en el que reina una lógica inquietud, es que tan sólo unas 20 personas mantendrán sus puestos para gestionar la autopromoción y los anuncios institucionales. Un cálculo que dejaría a 150 personas en un cierto limbo profesional.

“Ahora mismo, al margen de las delegaciones territoriales y sólo en la plantilla de Madrid, hay 30 puestos libres que podrían ocuparse y 150 personas para ocuparlos. Quedarían 120 profesionales fuera de juego. Eso contando con que todos los afectados encajaran en alguna de esas vacantes. Y no va a funcionar así.

Puede ser que esté sin cobertura, por ejemplo, un puesto de montador de video, y ahí es imposible reciclar a un comercial. Se ha apuntado la posibilidad de poner en marcha empleos de nueva creación para quienes queden en esa situación. No es fácil reciclar a quien lleva 20 años como ejecutivo de cuentas”, aseguran fuentes sindicales.
La ‘comisión de los ocho’

Según ha podido saber El Confidencial, dentro del área comercial se ha creado una comisión de ocho personas pertenecientes a los departamentos afectados (marketing, ventas…) que ya ha mantenido dos o tres reuniones con Ángel de Vicente, director del área comercial.

“Pero de momento asegura que no hay tomada ninguna decisión”, exponen fuentes conocedoras de estos contactos. El sentimiento en TVE es que, mientras la ley no entre en vigor, es difícil implementar este tipo de medidas. Primero, por si hay modificaciones en la tramitación de la norma. Y, segundo, porque “no hay que olvidar que todavía operamos dentro del mercado”, subrayan fuentes internas de la Corporación.

Habrá publicidad residual tras la entrada en vigor

Además, en la cúpula ya se cuenta con que haya publicidad residual en TVE tras la entrada en vigor de la ley. “Hasta diciembre algo de publicidad quedará, ya que habrá que dar salida a la que está contratada”, se asegura. Una posibilidad esta última que contempla el proyecto de ley que el pleno del Congreso de los Diputados empieza a debatir hoy.

En su disposición transitoria primera, se deja claro que cuando las emisiones de publicidad tengan su origen en contratos celebrados “en una fecha fehaciente anterior a la entrada en vigor de esta ley (…) se desarrollarán en los términos establecidos en los respectivos contratos, aunque sin que éstos puedan ser prorrogados en ningún caso”.

Los ingresos obtenidos en esos meses extra se reducirán de las obligaciones de gasto consignadas en los Presupuestos Generales del Estado. Por otra parte, tampoco le viene mal a TVE que la publicidad le ayude a cubrir algo de tiempo de programación en el último trimestre del ejercicio. “La Dirección de TVE está trabajando en un plan de producción para compensar los huecos en la parrilla que genera el fin de la publicidad.

No hay que olvidar que tenemos que cubrir 10 minutos por hora, que son entre 200 y 240 minutos al día”, exponen estas fuentes. Informalmente, las posibilidades que ha planteado Javier Pons, director de TVE, pasan por alargar los informativos, las telenovelas y hasta la elaboración de documentales de transición. El plan se presentará en el Consejo de julio o en el de primeros de septiembre.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba