Estados Unidos El último giro de tuerca en "Gran Hermano"

En la sexta edición del programa que emite este verano la CBS, todos los concursantes tienen un "compañero secreto"

Cada año, el “Gran Hermano” estadounidense intenta sorprender a sus seguidores con algún giro de tuerca inesperado. En la pasada edición, titulada “Project DNA”, la novedad estuvo en incorporar a un concursante que tuviera un hermano gemelo en el exterior de la casa, para permitir un intercambio que volviera locos al resto de participantes, que no entendían los bruscos cambios de personalidad de su compañero.

En la anterior edición, la del verano de 2003, titulada “El factor EX”, algunos concursantes se encontraron con sus ex parejas en la vida real dentro de la casa, un giro de tuerca que también utilizó el “Gran Hermano” español en su última edición, cuando uno de los concursantes, Salva, se sorprendió al ver que tenía que convivir con dos de sus “ex", Jani y Mercedes. Esta última decidió abandonar el concurso al conocer la violenta situación.

Ahora, la sexta entrega del “Gran Hermano” estadounidense, que arrancó el pasado 7 de julio en la CBS, ha incorporado un curioso giro de tuerca “sorpresa” al famoso formato de Endemol, que la cadena ya ha bautizado con el subtítulo “Summer of secrets”. En esta ocasión, los 14 concursantes tendrán un secreto que guardar. Cada uno de ellos tiene un vínculo secreto -amigo, familiar o compañero de trabajo- con alguno del resto de compañeros con los que comparte la casa. Cada pareja sabe lo que les une y tratará de esconderlo hasta el final, pero el segundo giro está en que todos los concursantes creen que ellos son los únicos que tienen un “compañero secreto” en la casa -con el que están concursando como “equipo”-, cuando en realidad todos los habitantes están “emparejados”.

Si una de las parejas consigue mantener el secreto durante el tiempo que dure el concurso y llegar a la final, el premio para el ganador será el doble de lo habitual y alcanzará el millón de dólares, el más alto en la historia del concurso. El premio para el segundo finalista sería de 250.000 dólares. Por el contrario, si los dos finalistas no forman un “equipo”, el ganador se llevará el premio acostumbrado de 500.000 dólares.

Todos los concursantes –ocho mujeres y seis hombres- son solteros menos dos y tienen edades comprendidas entre los 22 y 36 años. Algunos de ellos ya han sido expulsados.

El estreno del programa, el 7 de julio, congregó a 8.7 millones de espectadores. Aunque la audiencia de esta sexta edición es ligeramente inferior a la de la pasada, “Big Brother 6” continúa siendo uno de los principales atractivos de la programación estival de CBS. Algunas semanas, ha figurado en el ránking de los 10 espacios más vistos de la televisión estadounidense y entre los 5 primeros puestos en el segmento de edad de 18 a 49 años, el más buscado por los anunciantes.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba