Declaraciones

Sara Carbonero recibe el alta tras ser operada de urgencia: “Me siento en paz y agradecida con la vida”

Sara Carbonero ha reaparecido públicamente tras someterse la semana pasada a una operación de urgencia. La periodista lo ha hecho a través de su perfil Instagram, donde ha publicado un extenso post para comunicar que está “muy bien” tras haber recibido el alta hospitalaria.

“Muchísimas gracias a todas y todos los que os habéis preocupado, por las innumerables muestras de cariño recibidas estos días. Me abruman y a la vez me llenan de energía para seguir adelante”, asegura la periodista, que hace extensible su agradecimiento “tanto a los médicos de la Clínica Universidad de Navarra, una vez más, por llevarme en volandas y cuidarme estos días, como a mi gente, la de siempre, ese grupo reducido de personas que no me ha soltado la mano ni un segundo y que me ha hecho ser consciente de lo fuerte que es el ser humano si está rodeado de amor”. También se muestra agradecida “a los medios de comunicación por el respeto y la delicadeza”. “Ojalá se mantenga este clima de tranquilidad tan necesario”, manifiesta.

La otrora presentadora de Telecinco acompaña estas palabras con un vídeo grabado este pasado lunes, “minutos después de que me dieran el alta, saliendo del hospital”. “Cuando la felicidad no me cabía en el pecho por el mero hecho de sentir de nuevo el aire en la cara y poder respirar y disfrutar de otro atardecer más”, apunta en alusión al contenido del mismo, pues Carbonero aparece en él precisamente así, disfrutando de sentir el aire en la cara desde el interior de un coche y en pleno viaje por carretera.

“Estos baches nos ubican de nuevo”

La periodista no da detalles en su mensaje sobre lo ocurrido el lunes de la semana pasada, cuando pasó por quirófano en la sede madrileña de la Clínica Universitaria de Navarra después de una revisión médica. Aun así, afirma sentirse “en paz y agradecida con la vida, también con estos baches que nos ubican de nuevo y nos recuerdan lo verdaderamente importante de la misma”. “Que nos hacen un poquito más sabios y nos enseñan a vivir al día. A abrazar la incertidumbre. Confiar, amar y recordar que el afecto es lo verdaderamente revolucionario, que seamos amables siempre con los demás porque nunca sabemos la batalla que está librando cada uno”.

A todo esto, Carbonero se queda con la frase que uno de sus médicos le dijo durante su ingreso hospitalario, y que será su “mantra a partir de hoy”: “Cada día tiene su afán”. “Que todos consigamos encontrarlo en las pequeñas cosas”, desea. Ya sea “en una familia incondicional, en una mano que te sujeta fuerte mientras te toca los acordes de guitarra de tu canción preferida para dormirte, una voz que te lee el periódico cada mañana, unos brazos firmes que te sostienen para ponerte en pie de nuevo y dar paseos en círculo por los pasillos del hospital. Unos niños que te esperan en casa con los brazos abiertos y la pizarra llena de mensajes. Unas amigas que cogen el primer avión para traerte unas flores y un puñado de risas”.

Entre esas amigas se encuentra una de las más íntimas, Isabel Jiménez, con quien compartió plató durante años en Informativos Telecinco. De hecho, Jiménez tranquilizó hace unos días sobre su estado de salud al decir que todo iba “bien”. Igual que hizo otro rostro de Telecinco, Ana Rosa Quintana, señalando que todo estaba “muy controlado”. Ahora ha sido la propia Sara Carbonero quien ha dado la buena nueva, tranquilizando a sus seguidores y mostrando sus ganas de “seguir adelante”.

Sara Carbonero ha reaparecido públicamente tras someterse la semana pasada a una operación de urgencia. La periodista lo ha hecho a través de su perfil Instagram, donde ha publicado un extenso post para comunicar que está “muy bien” tras haber recibido el alta hospitalaria.

“Muchísimas gracias a todas y todos los que os habéis preocupado, por las innumerables muestras de cariño recibidas estos días. Me abruman y a la vez me llenan de energía para seguir adelante”, asegura la periodista, que hace extensible su agradecimiento “tanto a los médicos de la Clínica Universidad de Navarra, una vez más, por llevarme en volandas y cuidarme estos días, como a mi gente, la de siempre, ese grupo reducido de personas que no me ha soltado la mano ni un segundo y que me ha hecho ser consciente de lo fuerte que es el ser humano si está rodeado de amor”. También se muestra agradecida “a los medios de comunicación por el respeto y la delicadeza”. “Ojalá se mantenga este clima de tranquilidad tan necesario”, manifiesta.

La otrora presentadora de Telecinco acompaña estas palabras con un vídeo grabado este pasado lunes, “minutos después de que me dieran el alta, saliendo del hospital”. “Cuando la felicidad no me cabía en el pecho por el mero hecho de sentir de nuevo el aire en la cara y poder respirar y disfrutar de otro atardecer más”, apunta en alusión al contenido del mismo, pues Carbonero aparece en él precisamente así, disfrutando de sentir el aire en la cara desde el interior de un coche y en pleno viaje por carretera.

“Estos baches nos ubican de nuevo”

La periodista no da detalles en su mensaje sobre lo ocurrido el lunes de la semana pasada, cuando pasó por quirófano en la sede madrileña de la Clínica Universitaria de Navarra después de una revisión médica. Aun así, afirma sentirse “en paz y agradecida con la vida, también con estos baches que nos ubican de nuevo y nos recuerdan lo verdaderamente importante de la misma”. “Que nos hacen un poquito más sabios y nos enseñan a vivir al día. A abrazar la incertidumbre. Confiar, amar y recordar que el afecto es lo verdaderamente revolucionario, que seamos amables siempre con los demás porque nunca sabemos la batalla que está librando cada uno”.

A todo esto, Carbonero se queda con la frase que uno de sus médicos le dijo durante su ingreso hospitalario, y que será su “mantra a partir de hoy”: “Cada día tiene su afán”. “Que todos consigamos encontrarlo en las pequeñas cosas”, desea. Ya sea “en una familia incondicional, en una mano que te sujeta fuerte mientras te toca los acordes de guitarra de tu canción preferida para dormirte, una voz que te lee el periódico cada mañana, unos brazos firmes que te sostienen para ponerte en pie de nuevo y dar paseos en círculo por los pasillos del hospital. Unos niños que te esperan en casa con los brazos abiertos y la pizarra llena de mensajes. Unas amigas que cogen el primer avión para traerte unas flores y un puñado de risas”.

Entre esas amigas se encuentra una de las más íntimas, Isabel Jiménez, con quien compartió plató durante años en Informativos Telecinco. De hecho, Jiménez tranquilizó hace unos días sobre su estado de salud al decir que todo iba “bien”. Igual que hizo otro rostro de Telecinco, Ana Rosa Quintana, señalando que todo estaba “muy controlado”. Ahora ha sido la propia Sara Carbonero quien ha dado la buena nueva, tranquilizando a sus seguidores y mostrando sus ganas de “seguir adelante”.

Sara Carbonero ha reaparecido públicamente tras someterse la semana pasada a una operación de urgencia. La periodista lo ha hecho a través de su perfil Instagram, donde ha publicado un extenso post para comunicar que está “muy bien” tras haber recibido el alta hospitalaria.

“Muchísimas gracias a todas y todos los que os habéis preocupado, por las innumerables muestras de cariño recibidas estos días. Me abruman y a la vez me llenan de energía para seguir adelante”, asegura la periodista, que hace extensible su agradecimiento “tanto a los médicos de la Clínica Universidad de Navarra, una vez más, por llevarme en volandas y cuidarme estos días, como a mi gente, la de siempre, ese grupo reducido de personas que no me ha soltado la mano ni un segundo y que me ha hecho ser consciente de lo fuerte que es el ser humano si está rodeado de amor”. También se muestra agradecida “a los medios de comunicación por el respeto y la delicadeza”. “Ojalá se mantenga este clima de tranquilidad tan necesario”, manifiesta.