En marzo de 2017, el profesor de ciencias políticas Robert Kelly se hizo viral después de que sus hijos pequeños, Marion y James, irrumpieran en su despacho mientras daba una entrevista en directo a la BBC. La escena, que dio la vuelta al mundo en cuestión de horas, también tenía entre sus protagonistas a Kim Jung-A, esposa de Kelly, que fue confundida con una posible niñera por sus rasgos asiáticos, lo que despertó una controversia racista a raíz de esta simpática secuencia televisiva. El vídeo también dio pie a parodias y toda clase de montajes que contribuyeron a que nuestros protagonistas se hicieran más famosos todavía. Tanto, que hasta llegaron a dar una multitudinaria rueda de prensa después de hacerse virales.

Hoy, tres años después de todo aquello, la familia al completo ha reaparecido en la BBC para hablar del coronavirus en Corea del Sur, país del que Kelly es experto. Lo han hecho desde el mismo escenario que entonces, el despacho que el profesor tiene en su casa de Busan, donde aún reside con Kim Jung-A y sus dos hijos, más creciditos que cuando se dieron a conocer en 2017.

Para no repetir la imagen del pasado, Kelly ha estado acompañado desde el principio por Kim, James y Marion, aunque los pequeños han vuelto a hacer de las suyas intentando despeinar a su padre y moviéndose constantemente durante la entrevista. Kelly incluso se disculpa por el comportamiento de sus hijos mientras uno de ellos, el pequeño James, abre la puerta y se marcha del despacho. Justo el camino inverso que hizo hace tres años.

Etiquetas
Publicado el
stats